Firmando por la patilla

O dibujando más bien, que es sobre lo que vamos a hablar. Pero por algún extraño motivo aquí llamamos sesión de firmas al proceso que consiste en formar colas e intentar sacarle un dibujo al artista de turno. De esta manera, cuando el autor solo va a firmar hay que indicarlo claramente ya que por defecto se supone que va a dibujar, aunque sea guionista.

Por cierto, tenía que hablar hoy del espacio físico del Expocomic y sus inconvenientes, pero visceralmente me apetecía hablar hoy de este tema, así que cambio un día por otro.

Empiezo a creer firmemente que los artistas deberían cobrar por los dibujos realizados en la sesión de firmas… ¡en España! Lo primero que se le dice a un autor que llega a nuestro país es que en la correspondiente sesión no puede pedir dinero por sus dibujos. Aquí no se hace así, es tradición y estaría muy mal visto cobrar por algo que todos asumimos que es gratis. Ya le han pagado el viaje, y el alojamiento, ¡qué mas quiere! Así que a dibujar y punto, que como ponga mala cara encima nos vas a caer mal y todo. Pero claro, como es gratis, ¿qué ocurre? Pues que todo dios quieres un dibujo. No importa si se sigue al dibujante o no, lo importante es tenerlos todos y si te da para hacerte un álbum con el que dar envidia a tus amigos mejor… Bueno, ya sé que alguno de los que me estará leyendo cumple este perfil y mi intención no es meterme con vosotros. Más bien es que este año he visto un tipo de queja que no había visto hasta ahora: el dibujante pone demasiado esfuerzo en los que están delante de mí pero muy poco en mi…

La primera explicación que se me ocurre es que el dibujante empieza a estar cansado de llevar un buen rato pegado al papel y empieza a descuidar un poco su trazo y a trabajarse menos los dibujos. Son humanos, por increíble que parezca. Pero mirando más allá creo que el hecho de no cobrar los dibujos les hace perder una referencia con la que llevan años conviviendo: a más pasta, mejor dibujo. Si el que estuviera delante tuyo pagara 100 pavos por un dibujo supercurrado y tu solo tuvieras 5, entenderías perfectamente porque el suyo parece un poster y el tuyo un garabato de cuatro líneas. Pero como yo he pagado lo mismo que el de delante, o sea nada, ¿qué derecho tiene ese a tener un dibujo mejor que el mío? Por supuesto, los dibujantes españoles tienen muy claro que todos los dibujos que hagan tienen que ser perfectos y super elaborados para no caer en la crítica despiadada del fan. Pero entonces el que esta el último en la cola no entiende como tarda tanto ese tipo tan lento y es que todos tienen derecho a tener su dibujo, ¿no?

Tengo que reconocer que hace muchos años que no me pongo a la cola de las firmas. Últimamente gracias a las diversas organizaciones de salones las cosas son más civilizadas, pero antes ponerte una cola suponía llevarte un disgusto de una manera u otra. O te peleabas con lo de la fila porque alguno se colaba, o la organización cortaba por donde le daba la gana, o el dibujante pasaba de todo o etc, etc. Luego muchas veces no sabía que hacer con el dibujo, ¿guardarlo? ¿Colgarlo por las paredes? ¿Hacerme un book todo chulo? A veces pedía un dibujo por pedir, porque el autor estaba allí, no porque de verdad lo quisiera. Con el tiempo esto último me fue pesando demasiado y según iba conociendo a autores me sentía mal incluso pidiéndoles dibujo. Claro que me gustaría un poster de 3 metros de grande colgado en mi habitación hecho única y exclusivamente para mi, pero claro, de gratis es un poco como abusar. Además, aparte de a mi tiene que hacerle un dibujo a 50 tipos más sin moverse de la silla, es una autentica tortura. Me acuerdo de lo impresionado que me dejo JMV en un Expocomic de las carpas cuando seguía dibujando bastante rato después del fin de su sesión porque tenía a muchísima gente en la fila y no quería que nadie se marchara sin su correspondiente dibujo. Esta claro que a algunos autores les encanta el contacto con su público, pero a veces nos pasamos demasiado.

Por ello creo que si los autores empezaran a cobrar por dibujo la cosa cambiara bastante. Por supuesto, habría su correspondiente ronda de quejas, que si mira que caro es este, que si no tengo dinero para todos. Pero así seguramente se quitarían problemas de colas, de abusos, de menospreciar al artista, etc, etc. Así el autor que no sea profesional se va a notar a la legua y nadie querrá pedirle un misero dibujo, pero el que sea bueno, tendrá peticiones a diestro y siniestro. Además, así podrás lucir bien orgulloso tu álbum de dibujos, todos sabremos que te ha costado una pasta monda y lironda.

Por supuesto esto no va a cambiar, ni ahora ni nunca. Es la tradición y en este país otra cosa no, pero tradiciones tenemos a mansalva. Yo seguiré sin hacer colas, así que me da igual si cobran o no, pero a veces pienso que algunas cosas, por muy extrañas que nos parezcan, a veces se hacen simplemente para ponerles puertas al campo y que no se desmadre la cosa. Pensarlo, quizá no seria tan mala idea.

18 comentario en “Firmando por la patilla”

  1. Argolat dice:

    Este año es el primero que pido un dibujo a alguien, y fue a Azpiri. Un tío amable que hizo mi petición un tanto rara con gran profesionalidad. Además le íbamos preguntando el que iba delante de mí y yo sobre lo que iba a editar Planeta de su obra y se fue vendiendo bastante bien.

    Tampoco hice cola porque acababa de llegar al stand para firmar y estaba el segundo. No creo que se me ocurriese hacer una de esas colas demenciales que comentas.

    No me compré el Cazador de Rayos porque no estaba Kenny por allí para firmarlo y porque se agotó, si no también hubiese caído.

    Imagino que tener un dibujo por tenerlo entra dentro del afán coleccionista de cada uno. Yo me deshice de eso hace ya un tiempo. Hay quien va con su cuaderno «guarro» pidiendo dibujos de un lado a otro.

  2. PAblo dice:

    No estoy de acuerdo. El poder optar a un dibujo de tu dibujante preferido es uno de los principales servicios que se supone se cobra con la entrada y una de las razones de ser de los salones: un contacto directo entre los aficionados y los autores.

    Otra cosa es que se exija como debe ser ese dibujo por parte del aficionado lo que ya me parece demasiado. En el Expocomic, creo que los únicos autores que se impusieron con el tema de los precios fueron Adams y Rude y lo cierto es que siendo las estrellas de sus salones al final hicieron muchísimos menos dibujos que otros artistas.

    Impacientes Saludos.

  3. Carlos dice:

    La verdad es que lo de las firmas en nuestro país es un tema peliagudo. Yo creo que es deber de los artistas, ya que les han pagado el viaje y los gastos, atender a los fans, firmar y eso, pero lo de dibujar creo que ya debe salir de ellos. No es algo que se les deba exigir. En Expocómic creo que había algunos que disfrutaban con ello, como McKone, Lanning, Bachs o Buckingham.

    Pero claro, hay quien hace 3-4 horas de cola para que le haga un dibujo Hitch, si luego sólo firma, pues se cabrea como es normal. Básicamente, ése es el precio que paga el sketch-buster, y lo que le lleva a lamentarse de la poca calidad del dibujo conseguido, o a veces, ¡de la calidad de los dibujos del resto!

    Tampoco sé qué se gana con una carpeta con 100 sketches de tus artistas preferidos. Yo soy de los que de vez en cuando busca un dibujillo, pero me conformo con uno por salón, para tener un recuerdo, y normalmente tengo uno o dos colgados por mi habitación (en total tengo 5 ¡uoooo!).

    Esta vez, hay que decir que los organizadores del Expocómic lo han organizado bien. Quien quería un dibujo se lo curraba, y nadie se colaba (bueno, hubo por ahí alguno que se auto-dió el número 11 para algún dibujante). Lo ideal sería que los artistas cobraran, como dices, pero optar por esa opción creo que haría de Expocómic del salón más odiado de la península :S

    Vaya rollo… a ver si hago yo una entrada con estas ideas.

  4. WWfan! dice:

    Curiosamente el otro día hablábamos de eso. Era un colega que se quejaba de que él tuviera que hacer una cola de hora y pico cuando lo único que quería realmente era la firma y el darle la mano a Paul Pope. Que si le hacía un dibujillo bien, pero que realmente quería la «fotito» para el recuerdo.

    Comentaba que sería interesante hacer una separación. Los que quieren firma y los que quieren dibujo.

    Que los segundos pagaran y si quedaba muy pesetero, que fueran unos 5 euros o algo así simbólico y que si quieren, fuera para una ONG.

    Seguro que las colas funcionaban mucho mejor.

    Me pareció lógico.

  5. Eduardo dice:

    Tema complicado el que expones.

    Yo creo que depende de cada autor el hacer o no dibujos, no es algo seguro ya que por mucho que la organización le pague el viaje y alojamiento y el autor en cierta medida se deba sentir «agradecido» haciendo dibujillos, si el propio autor no quiere no quiere y no se puede hacer nada por ello.

    Y más hoy en día con la psicosis de los autores con ebay y que los posibles «fans» puedan hacer con esa preciada obra de arte en sus manos.

    Yo creo que el sistema de Expocómic este año se ha visto que ha funcionado bien más o menos (perfecto no es esta claro) y que por lo menos es mejor que el sistema «invasión por mochila» de Barcelona donde directamente la organización se lava las manos y deja campar a sus anchas a todas las mafias caza-dibujos.

    Eso si mientras la gente se comporte para estar ordenados, que no salgan después de los salones oleadas de dibujos suyos en ebay y que la organización sepa convencer a los autores más reticentes a hacer dibujos creo que deberiamos tener dibujos de los autores invitados al salón del cómic por mucho tiempo

  6. x-ternon dice:

    Desde luego no se si es comparable, pero si voy a una feria del mueble no tengo derecho a llevarme una silla gratis y me cobran la entrada igual (a no ser que se tenga invitación). A mi si que me parecería justo cobrar por dibujo, sobre todo si eso da lugar a que más gente se pueda llevar su ejemplar firmado, una firma cuesta unos segundos y un dibujo por muy sencillo que sea varios minutos, bastantes si es algo elaborado.

    Lo de subastar luego los dibujos en ebay o venderlos donde sea es inevitable y una razón más para cobrar por sus dibujos. Y recordemos que si al dibujante lo que se le paga solo es viaje y estancia, al fin y al cabo está trabajando haciendo promoción o lo que queráis y por mucho que disfrute de su trabajo es un fin de semana que no puede irse al campo con su familia, salir con los amigos o quedarse calentito sin salir de casa disfrutando del descanso que no ha tenido en toda la semana, vamos que no veo el chollazo a eso de estar en un salón dibujando para los fans y más teniendo en cuenta que siempre habrá alguno «rarito»

  7. rober dice:

    seria tan sencillo como repartir numeros como en la carniceria y solo el que tuviera numero podria hacer cola. pones un numero de gente y el que no tenga numero, no se puede quejar. habría que llamar para coger sitio.

    calcualas el tiempo por dibujo y el tiempo que va a estar el autor y es seria el numeor final de tiquets. Asi se rganiza algo decente y no a salto de mata.

    se podria hacer tb que nadie hiciera cola 2 o 3 veces, recogiendo los datos de cada uno…

    no sé, es una idea…

    saludos.

  8. Conner kent dice:

    Para empezar no voy a ser tan hipócrita de decir que no estoy de cuardo cuando yo el año pasado hice un par de colas de 3 horas para conseguir dibujo. Pero sí tengo muy claro que se ha de matizar el tema y tratarlo en ciertos puntos, y no cualquiera de ellos, sino en conjunto porque así como «es tradición en España» también tenemos que ver que:

    1-A esa gente le pagan por su trabajo

    2-que en España no hay un mercado como el francés y ya no digamos en cuanto a pago de trabajos

    A partir de aquí podemos ver otras cosas, que yo personalmente he vivido

    1-Valorar el Salón o convención en función del número de dibujos conseguidos y la calidad de los mismos

    2-Decir que el dibujo+dedicatoria que te ha hecho el dibujante es una mierda después de que este se prestase a hacer dibujo a todos (y os aseguro que unas buenas 50 personas había), e irse el lector enfadado porque la calidad de su dibujo no era la misma que la de los… 30 primeros

    3-Contar los dibujos como cromos, en plan «tengui, tengui» «falti»

    personalmente estoy a favor de lo que dice pablo, pero como lector y fan también me gusta conseguir algun dibujo de mis dibujantes favoritos, de los cuales no podré comprar una página original porque la puñetera vale la friolera de 300 €.

    creo que hay que llegar a un término medio entre el dibujante y el lector, en el sentido de que no se pierda «la gracia del dibujo», me refiero a que a veces ya se hace por inercia y tener 5 dibujos de pacheco es un número más y no se valora el «¡coño! tengo un dibujo de Pacheco!»

  9. Pep dice:

    Yo tengo por norma hacerle sólo cola a los dibujantes que de verdad me gustan… así no hay decepciones en caso de que lo pilles cansado y le salga un churro. Porque si te gusta de verdad de la buena, te va a hacer ilusión tener un mamarracho suyo… Tampòco soy burro total, claro, y si el dibujo está guapo, mucho mejor.

    Pero para mi, los que se mosquean, son los que van a la caza importándoles un carajo quien es el autor. En ese caso, es necesario que el dibujo sea bueno para satisfacerlos. Es mi opinión, lo que no quita que esa persona está en su derecho de cazar un dibujo bueno siga o no al autor… pero es una actitud que no comparto, porque las colas se cortan, y es una putada que tres admiradores de alguien se queden sin nada, hayan perdido su puesto a manos de tres a quienes les daba igual que el dibujo fuese de Fulano, Mengano o Tutano.

    A mi no me ha pasado, pero he visto a gente realmente tristona por pegarse un viaje en busca de un dibujante concreto e irse a su casa con una bolsa de pipas. No me gustaría estar en la piel de esas personas mientras otro exibe lo que para él es un trofeo de caza y no una ilusión.

  10. maquina/Watchmen dice:

    Estoy de acuerdo, y creo que en parte hay que distinguir dos cosas, el que quiere un dibujo superchulo por la geta, y eso depende de cada autor y el que sólo quiere que se le firme el comic y le haga un dibujillo como dedicatoria, tampoco tiene que ser la obra del año, pero sí una cosilla chula de 2 o 3 minutos, que es mi caso.

    Ahora yo me preguntaba en el Expocomic, hasta cuanto te merece la pena esperar tres horas por una cola cuando más arriba encontrabas folios de páginas oríginales de comics por la ridícula cantidad de 20 euros. Por tres saldos del Expocomic, te podías comprar nada más y nada menos que una página original de un comic de los 4 fantásticos, vale que no era la leche, por eso valían 20 euros pero era una página original de un comic.

    Pero no sólo eso había páginas originales de Fábulas por 80 euros que estaban muy pero que muy bien. Incluso Chaykyn por 150 euros.

    También había cosas más caras, pero es que el precio es más que ajustado, pasar penurias para que puedas tener o no un dibujo ya depende de cada uno. Pero yo a partir de ahora compraré originales.

  11. Javier cuevas dice:

    Bueno, por lo general todos tenéis parte de razón. Depende de las espectativas de uno y de lo que realmente disfruta con todo esto. Los autores no tienen por qué dibujar, pero estoy sefuro de que la mayoría, precisamente porque es promoción, se aplican lo máximo al tema, y además disfrutan del contacto con su público. Les permite viajar y conocer nuevos lugares y visitar algo de ese lugar al que van.Siempre habrá alguien que le echará morro y sin saber ni quién es el autor se pondrá a la cola, o que se quejará porque su dibujo no está tan currado. Pero eso ya es una cuestión personal, y garrulos hay en todas partes.Yo disfruto consiguiendo dibujos, y si son bonitos mejor, pero sólo el poder estar delante del autor, comentarle algo, verle dibujar…no tiene precio. Y si además te hace un garabato es de agradecer. Compro originales también, pero que en persona te dediquen un boceto es una sensación estupenda, porque ese dibujo es único y hecho exclusivamente para ti.Pillé Neal Adams dibujando gratis, tuve suerte, pero habría paagado por uno suyo también. Es tradición no cobrar aquí, es verdad, y no sé si está bien o no, pero es así. Tampoco en USA se cobra siempre, sólo en los stands propios (no en los de las Editoriales).COn las firmas nunca habrá problema.Todo el mundo se lleva firmita o foto. Los autores no tardan nada en hacerlo, así que no creo que nadie se queje por eso. Siempre hay tiempo tras ls dibujos para las firmas. Pope en Sevilla estaba aburrido y dibujaba cosas divertidas para entretenerse porque ya no tenía a quien firmar.Y vender los dibujos por ebay…Pues es algo también personal.Yo no lo haría y no creo que esté bien hacerlo, pero es verdad que no creo que los autores piensen en eso cuando dibujan gratis. Sería pensar mal de todo el mundo, y si piensas mal de tus fans mejor que te dediques a otra cosa

  12. Natán dice:

    Como el tema me interesa comento 😉 yo soy de los que van a conseguir dibjos, lo admito y no creo que sea algo de lo que avergonzarse, el problema es, creo yo, la falta de educación y modales de algunos… este año he llegado a ver la siguiente situacion: «hola «X autor» te dejo esta hoja, hazme un dibujo que yo me marcho por que tengo numero ahora para otro autor luego me paso a buscarlo…» y tanto los autores como los aficionados que estabamos allí alucinamos… Evidentemente con gente asi se te quitan las ganas de hacer dibujos… pero ante eso no hay nada que se pueda hacer.

    Yo creo que si se cobrase en algunos aspectos sería bueno, y en otros malos por que el hecho de haber pagado por ello llevaría a más de uno a exigir y cabrearse si el resultado no les gusta (y liandola buena, por que si ya lo hacen siendo gratis ni te cuento despues de haber pagado…)

    Para mi, como dice Javi Cuevas, el hecho de ver como dibuja un autor algo para mí es una gozada… supongo que al final es una cuestion de gusto, el que no vive esto no lo puede entender y lo ve como si fuese coleccionar cromos (o leer tebeos, que cosa más tonta! y a tu edad!)

    En mi caso este contacto con los autores me ha llevado a conocer el trabajo de muchos, llegando a admirar y comprar todo lo que ha caido en mis manos suyo… y hay muchisimos autores que disfrutan con esto, y muchisimos aficionados que valoran el esfuerzo y tiempo que estos nos dedican , lo triste es que haya quienes no lo hagan….

    En cuanto a este Expocomic, el nuevo sistema a funcionado muy bien, yo creo que todos hemos salido contentos y ha habido un buen royo entre aficionados que ha sido un ejemplo para todos… asi que un punto más para la organización que cada año se lo curran más.

  13. DNMRULES dice:

    Creo que soy el típico sketchbuster, pero esta es una discusión absurda, yo solo pido dibujos a autores a los que realmente conzoco, admiro y cuya obra sigo. Para que quede claro, prefiero antes tener un dibujo de Pere Pérez que uno de Álex Niño, porque a Pere lo conozco, me gusta y tengo todo lo que ha publicado, pero de Álex Niño solo he oído hablar. La clave de las sesiones de firmas (y/o dibujos) es ir con sentido común, aquí no hay un mercado de sketches por e-bay como lo pueda haber en casi todos los demás paises. Aquí, buscas conocer al dibujante, que te firme los cómics y si está de humor y le apetece, te hará con cierto cariño un dibujo interesante de tu personaje favorito, e intercambiará unas palabras contigo para que notes el contacto y puedas conocerlo más allá de los cómics que lees cada vez. La clave aqui esta en tener cierta ética, no puedes quejarte porque alguien ha hecho un dibujo mejor o peor, porque tarda más o menos… o incluso porque eso te ha impedido estar con otra cola. Va en contra del espíritu de lo que estás haciendo.

    Creo que no me he explicado, pero da igual, yo me entiendo.

  14. 0ciOs0 dice:

    Sobre esto hablaba hace tiempo Oscar «Cojonciano» Nebreda citando a otro dibujante (que no recuerdo): «¡Anda, si es Oscar! ¿Me haces un dibujito?» «¡Vale, como no! Y tu que eres cirujano ¿me operas de apendicitis?»

    No se si es que nos hemos vuelto todos locos o qué, pero no acabo de ver clara la obligación de promocionarse de esta forma que se le exige a un dibujante de comic.

    Supongo que a un Tom Cruise que pisa el plató tres meses al año a cambio de una trillonada se le puede exigir que mueva el culo y pasee sus bellas facciones y su enorme simpatía (ejem) por todos los Corazones de Otoño del mundo mundial. Esas bellas facciones, precisamente esas, son las que aparecen en la película, y buena parte de su público, sobre todo femenino, va a pagar la entrada por verlas. Quiero decir que esta publicidad mediática redunda directamente en los resultados de la película. Además, una entrevista de diez minutos es vista o leida por miles o millones de personas. El esfuerzo extra, aunque no sea exigible al profesional, le sale a cuenta.

    En cualquier caso al bueno de Tom no se le monta una cola con gente que le suelta un par de páginas de guión y le obliga a interpretarlo sobre la marcha.

    Un dibujante es un currito que se pasa diez horas al dia durante cinco dias a la semana aplastando el culo contra un taburete en una labor solitaria y ensimismada que en muchos casos aniquila sus habilidades sociales. Si conoceis a alguno sabeis que esto pasa a menudo. Vamos, como a escritores, pintores y gente así. Una enfermedad laboral como otra cualquiera.

    A un dibujante hay que pedirle que dibuje bien y que entregue a tiempo. No se le puede exigir que sea guapetón (normalmente no lo son, por eso se quedaron en casa aprendiendo a dibujar en vez de salir a ligotear y endrogarse :-P), simpático (todo el día encerrado haciendo rallitas…lo de la pérdida de las habilidades sociales), o solícito (¿me operas de apendicitis?)

    Su profesión consiste en entregar esas páginas de la mejor manera posible, no hacer de relaciones públicas. Para eso habrá un editor o un departamento comercial.

    La famosa dignificación del medio con la que tanto se nos llena la boca al hablar pasa por tonterías como esta, porque un profesional cobre por su trabajo y no vaya regalándolo por ahí. Oye, si a él le parece bien, estupendo, pero lo que no es de recibo es que los aficionados se lo exijamos, que nos dibuje lo que nosotros queremos, que lo haga de puta madre, que tarde el tiempo que nosotros estimemos, y que encima lo haga gratis total. Y por dios, con una sonrisa en los labios y acordándose de preguntarnos por la salud de nuestra madre, algo que le habíamos comentado en otra sesión de firmas hace cinco años en el Salón Internacional del Comic de Castronuño.

    Se suele argumentar eso de que ya que les pagan viaje, hotel y comida, lo menos que pueden hacer es ponerse a currar.

    Imagina que eres cirujano (vale, tengo una fijación ¿qué pasa?). Te dicen: Vas a coger un avión, te vas a calzar 8 horas de vuelo a una capital de Centroamérica donde al parecer también se venden tus tebeos, vas a pasarte el dia dibujando, echando sonrisas, contestando las mismas preguntas una y otra vez, preguntando por las madres de todos, y con suerte podrás salir de copas por la noche. Eso sí, cuidado con la resaca (que se lo digan a McKone y Lanning) que mañana tendrás que volver a la misma nave asfixiante a derrochar encanto.

    Hay salones de todas las formas y colores. Conozco razonablemente bien los de Avilés y Gijón. En uno al dibujante solo se le pide que garabatee durante un corto periodo de tiempo, el resto es cosa suya. Lo habitual es que se sienta a gusto y eche el día sentado en una terraza charlando y dibujando con frikis y colegas tomando cañitas, a veces invitados por el propio aficionado al que le están haciendo un dibujo. A veces…

    En el otro el autor está secuestrado por la organización, que solo le deja dibujar en un periodo de tiempo determinado, obligándole a pasar el tiempo con dicha organización so pena de bronca si intenta hacer su vida.

    Casos extremos.

    Excepciones a lo que acabo de escribir, todas las que querais. Ahí están George Perez o Kenny Ruiz, por poner dos ejemplos muy conocidos, para desmontar todas mis teorías sobre dibujantes feos, hoscos o tacaños con el fan.

    Pero insisto, son así porque son así, no porque se les deba exigir. Les gusta trabajar y hablar de su trabajo en su tiempo libre. Les gusta hablar con sus clientes aunque estoy seguro de que a veces preferirían la frialdad de un comercial de corbata al apasionamiento avasallador de un peterpan con la treintena bien cumplida.

    Todo esto sobre el papel, claro. En este tema meo culpa como cualquiera, porque una cosa es teclear con la cabeza fría en mi casita y otra encontrarme cara a cara con mi autor preferido en clara posición de ventaja. Servidor conoce el idioma y la ciudad y no tiene nada que perder, pero el otro está en un país del tercer mundo, no conoce el idioma ni las costumbres, y la posibilidad de caer mal y terminar a cuatro patas en una prisión mohosa del sitio éste, no sé, como que le predispone a dibujar lo que le pidas. Y si hay que chupar, se chupa.

    Una cosa son los propósitos de enmienda al finalizar un salón, y otra que cuando llegue el próximo no vuelva a perder la cabeza y me dedique a explotar vilmente a esos pintamonas. Que para eso me compro sus tebeos. Amos anda.

    Pd: Por si no me había quedado un rollo bastante largo, en este ratito que llevo escribiendo habeis colgado mas comentarios que me llevan a divagar un poco mas.

    – Los dibujos a los fans como promoción. Creo que no. Pueden hacer promoción del trabajo que se esté publicando mediante charlas y proyecciones, pero hacerle un mono a un tio en concreto, mono que solo van a ver él y cuatro colegas, es una promoción poco productiva.

    Además, insisto, la promoción de un trabajo del que suelen perder todo el control una vez entregado a la editorial, no les corresponde a ellos. O no debería.

    – Disfrute del contacto con el público. A lo mejor a los nóveles y a algunos consagrados con buen caracter. Y solo si ese público es gente maja. Normalmente ¿os apetece iros de copas con vuestros clientes? Hombreee, si no hay mas remedio. ¿Pero a que no es lo mas normal? Claro, que los frikis somos gente mucho mas resultona que un cliente convencional ¿no? Además, con un trabajo tan superchulo y tan supermolón, que eso no es un trabajo ni es ná, es un hobby pagado, ¿a quién no le gustaría estar hablando de él todo el dia?

    – Como lector me gusta tener dibujos de mis favoritos, sobre todo cuando sus originales cuestan 300 euros. Como inquilino me gusta vivir gratis en casas de mis arquitectos favoritos, sobre todo cuando pagar el alquiler me cuesta…uffff.

    Pd 2: Los dibujantes son personas humanas. Poneos en su lugar, jodíos.

    Pd 3: ¡Eh, no vale hacer trampa! He dicho en su lugar.

  15. John Space dice:

    EStoy de acuerdo, deberían cobrar por algo así. Yo, si un día estoy en una cola de ésas para que mi dibujante favorito me dé un autógrafo (y sólo un autógrafo), se lo planteo, fijo: «I think you should be paid for this».

  16. creepy dice:

    no seamos necios,los autores cobran dinero por venir a los salones,ellos si que no vienen por la «patilla».

    entre que ellos cobran y que tras el salon seran pagados con el dinero de nuestras entradas,»oficiosamente» les estamos pagando el dibujo.

    de todas formas,no estan obligados a ello y nadie les dira nada por negarse a hacer dibujos,tenemos el ejemplo de carlos gimenez y nadie le reprocha su derecho a negarse,por que es libre para ello.

    ahora bien,reduzcamoslo todo a lo mas basico y veremos que si ellos comen,es porque nosotros compramos comics,somos sus clientes.

    cualquier buen empresario,sabe que su pilar basico esta en contentar a su clientela y en darla a esta lo que ella quiere,puedes no dedicar un dibujo,pero es posible que con ello ganes antipatia de quien te da de comer.

    la cuestion es muy facil,si no quieres dedicar dibujos a tus seguidores,no te pongas.

    yo como veterano aficionado al comic y cerca de los 40,admiro el trabajo de muchos de estos señores e incluso a algunos de ellos los llego a idolatrar,y «quizas» quien aun siendo aficionado al comic no llegue a sentir lo que siento yo ante el artistico trabajo de algunos de estos genios,entonces entiendo que en ellos el poseer un dibujo de uno de los artistas que les gustan,no les den importancia,pero esto es cuestion de respeto y admiracion hacia una obra y eso es transformable en un sentimiento interno que algunos tenemos y lo llamamos admiracion,lo cual es cuantificable…

    yo tengo bastantes dibujos dedicados,todos en salones.

    pocos buenos,la mayoria malos y otros muy malos y a todos les tengo el mismo cariño,porque esta hecho para mi por alguien a quien admiro.

    es como el beso de un ser querido,tan solo quien tiene sentimientos de amor hacia la persona que da o recibe,es capaz de sentirlo y apreciarlo,mientras que al resto le sera indiferente.

    pagar por estos dibujos dedicados,romperia el encanto y el embrujo que los rodea.

    no es lo mismo,tenerlo dedicado libremente,que tenerlo por que he pagado.

    chao.

  17. Anónimo dice:

    no seamos necios,los autores cobran dinero por venir a los

    salones,ellos si que no vienen por la «patilla».

    Efectivamente, no seamos necio. No sé si a algunos autores se les pagara algo o no aparte del viaje o alojamiento, pero yo conozco a muchos autores españoles, que han estado firmando y dedicando dibujos sin pagarles un duro, sin viaje y sin alojamiento. Así que aparte de la cena que la organización ofrece a los autores el sabado después de los premios, poco más han sacado.

  18. John Space dice:

    «puedes no dedicar un dibujo,pero es posible que con ello ganes antipatia de quien te da de comer.»

    Si quien te da de comer es un apersona inteligente y madura, no ocurrirá tal cosa. Aunque, tratándose de cómics, claro…

    «pagar por estos dibujos dedicados,romperia el encanto y el embrujo que los rodea.»

    Y no sería gratis XD

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar