Panini, el desembarco

La semana pasada hablaba del primer tebeo Marvel editado por Panini en nuestra tierra, el Spiderman del As. Pero siendo justos ese es un tebeo englobado dentro de una colección y no se puede tratar como la publicación día a día. Así que vamos con los tebeos buenos de verdad, los que han llegado al quiosco con el sello de Panini en sustitución de lo publicado por Planeta.

4fpanini.jpg

Lo primero es decir que me he encontrado a mucha gente que esta encantada con lo que ha hecho Panini nada mas llegar: fechas de salidas programadas para los tebeos, más concretamente, publicaran en dos tandas todos los lanzamientos mensuales. No se le pueden poner pegas a esto, Norma lleva haciéndolo desde bastante tiempo y la gente reacciona muy bien a ese sistema, sabe cuando van a salir las novedades y cuando acercarse por la tienda. Alguien pensara que a lo mejor a los libreros nos le hace tanta gracia porque el numero de visitas de algunos clientes será solo en fechas determinadas, pero al contrario, he podido hablar con más de un librero y el tema les ha parecido bastante bien, así tienen más controladas las entradas y salidas de material.

En cuanto a los tebeos en sí, ¿qué tenemos ? Pues ni más ni menos lo mismo que Planeta. Si alguien no se ha enterado del cambio de editorial al comprarse un tebeo a lo mejor tampoco se da cuenta. Vale, hay que ser un poco torpe pero hay gente que no lee ni los artículos ni nada, solo va al contenido y a lo mejor no se da ni cuenta. Porque es lo mismo, lo mismo, lo mismo. Bueno, no es todo igual, hay variaciones en el diseño del tebeo. El logo de panini comics en el exterior, la primera página (la que lleva habitualmente el correo) esta diseñada en plan chulo con los créditos del tebeo. Luego tenemos al final un checklist con fechas de salida (en este caso equivocadas, no es el 11 es el 17, pero por ser la primera vez vamos a pasarlo por alto) y un artículo de Marco Lupoi en plan todo-es-maravilloso, que siendo la circunstancias que son es totalmente comprensible.

En fin, que he ido a la librería, he visto los tebeos de siempre en los estantes y ninguna lagrima de emoción ha surcado mis ojos. La única noticia es que no hay noticia, quizá lo de las fechas de salida, que no esta nada mal, pero que tampoco es para que montemos una fiesta con ello.

Por cierto, ya que estaba me he comprado esa revista-estafa llamada Panini news con una insufrible historia de Spiderman (pone que es inédita, ojala lo hubiera sido por siempre jamás), el previews de la serie de Emma Frost, que ha acentuado mucho más mi tendencia a no comprármela, un artículo hablado de los mangas que van a sacar (son tres, dos shojos y uno en plan ciberpunk, no me llaman nada) y un checklist del mes que viene, que lo único que ha hecho ha sido lograr que me lleve un disgusto porque en la serie de Spiderman no hay numero de Amazing… entonces, ¿ para que comprarla ? En fin, ¿ por qué narices me gastare dinero en esta estupidez de revista ?

Panini ha llegado y poco se va a hacer con el mercado. Bueno, la noticia vendrá dentro de unos meses cuando sus formatos no se parezcan nada a Planeta y los precios sean un poquito más altos. Pero todo nos llegara.

Biblioteca Marvel ¿ Lobezno ?

En el pasado Expocomic, en la presentación de novedades de Panini, una persona del público preguntó si iban a seguir sacando más bibliotecas Marvel como por ejemplo la del Motorista Fantasma. Yo soy uno de los que siempre le ha gustado este personaje pero en momentos como éste uno se da cuenta que es el momento de trazar una línea y decir: Hasta aquí hemos llegado, Biblioteca Marvel cualquier cosa NO.

lobezno8.jpg

Quizá la culpa de todo esto la tenga Viturtia, no por ser el creador del formato, sino por la Biblioteca Marvel Nova. ¿ Alguien la pidió ? ¿ A Alguien le importa ? ¿ Para qué la sacaron ? Encima a esos dibujos les sentaba fatal el blanco y negro. O eso o nada, esa era LA FRASE. Esto puede ser más o menos aplicable cuando los materiales son imposibles de encontrar, el proceso de coloreado costaría un ojo de la cara y el público objetivo es aquél que busca única y exclusivamente tebeos de superhéroes clásicos. Pero eso deja de aplicarse cuando una nueva amenaza empieza a cernirse en el horizonte: Biblioteca Marvel Lobezno… ¿¿¿¿ Era necesaria ????

Vamos a ver si logro explicarme de una manera clara: estos cómics están hechos para ser reproducidos a color, se dibujaron con esa idea en la mente. He oído a bastante gente decir que en blanco y negro se apreciarían mejor los lápices de Kirby, los de Colan, etc, pero estos dibujantes pensaban que sus dibujos iban a ser coloreados por lo que seguramente dibujaban de una manera más descuidada pensado que luego el color iba a tapar todo aquello que no se preocuparon en mejorar. Pero vale, así es como han venido las cosas, o eso o nada, es imposible encontrar materiales de reproducción adecuados así que escaenados a blanco y negro y va que chuta. Pero es que resulta que de Lobezno ¡ tenemos el maldito color ! Por Dios, es un material muy fácil de encontrar y reproducir, no es ningún clásico y otra vez más… ¿ a quién carajo le importa ?

Vale, hay gente que defiende ese tebeo: «la primera etapa de Claremont es un clásico» o «la etapa de Peter David demuestra lo gran guionista que es» o también «Hama y Silvestri hicieron el Lobezno definitivo» pus sí, sí, y vale, pero Lobezno es un tebeo entretenido y nada más, y por supuesto no es ni de lejos un clásico. Así que ¿ para que sacar un biblioteca Marvel del personaje ? Por la pasta, para ver hasta donde se puede llevar al consumidor. Y está claro hasta donde se le puede llevar, hasta quemar el formato y que al final no valga para nada.

Así son los nuevos tiempos, Biblioteca Marvel Lobezno, Biblioteca Marvel Powerman… ey, yo no veo tan lejana la BM Nuevos Mutantes y la BM X-Force. Tiempo al tiempo.

Tebeos populares… ¿ a buen precio ?

Aleta ediciones ha sacado al mercado español tres colecciones con solera en el panorama italiano: Martin Mystere, Dylan Dog y Nathan Never. Son series de las llamadas populares, entretenimiento a bajo coste. Pero aquí no claro, en este país todo es diferente.

nathannever.jpgMe he encontrado con gente que estaba bastante excitada por el lanzamiento de estas colecciones. Más o menos transmitían la sensación de «estos son los cómics que tanto añoraba, ya era hora que alguien los publicara» Eso sí, anteriormente, esos mismos tebeos no habían vendido una mierda, pero en fin, así son las cosas. Como con el Kane, que ahora resulta que es un éxito de ventas… uy, perdón, ese es el post de dentro de unos días, no adelantemos acontecimientos.

A lo que íbamos, la mejor comparación que le viene como anillo al dedo a estos tebeos son las novelas del oeste de a duro. Aquellas que eran tan finitas, que se devoraban en un tris y que te hacían ir corriendo a cambiarla para seguir devorándolas. Pues eso mismo son los tebeos de Bonelli, muy entretenidos y bien dibujados, un rato de diversión asegurada. Pero poco más, te sacian el hambre un ratito pero no te dejan lleno del todo.

De todas formas eso esta bastante bien, es su función, son tebeos populares no lo olvidemos (porque es imposible olvidarla, constantemente te lo recuerdan en su interior). Ahora solo faltaría que también cumplieran con un pequeño detalle, que los precios también fueran populares, pero ay ay ay, no lo son. Cinco euros por 100 páginas a blanco y negro y tamaño reducido es un precio bastante elevado. ¿ Y sabéis por que es tan caro ? Pues nada más y nada menos que porque el papel

es demasiado bueno, demasiado bueno para el blanco y negro. Deberíais ver como chupa la tinta negra el maldito, la deja brillante y reluciente, es para verlo. Pero es una lastima ya que este papel le viene perfecto al color pero que le queda demasiado grande al blanco y negro.

Ya se que esto es quejarse por exceso. Nunca habría que ponerles pegas a las cosas buenas, pero es que el encarecimiento del producto es bastante elevado. Personalmente me gustaría que estas series se vendieran lo mejor posible y que se asentaran definitivamente en nuestras tierras pero a cinco euros me parece complicado que aguanten mucho, ya veremos.

Lo que si es un fallo gordo de verdad es el pixelado del Martin Mystere, es brutal como se notan estas lineas tan sesgadas. Y esto si que no puede ser, las cosas pueden estar bien hechas o demasiado bien hechas, pero mal nunca. Tirón de orejas para Aleta.

Para terminar decir que he notado que con estas colecciones existen fobias y filias muy determinadas. Al que le gusta una le gusta para siempre y lo mismo si la aborrece. En mi caso particular me encanta Nathan Never, al que seguiré por siempre jamas; Dylan Dog así, así, que me lo comprare a ver si me termina convenciendo y a con Martin Mystere no puedo, no me gusta nada. Eso sí, elegid vuestro tebeo y comprad, es caro pero merece la pena.

Panini, tanto ruido para tan pocas nueces

En el post del pasado viernes me quejaba sobre el nuevo plan editorial de Panini porque en el fondo es lo mismo de siempre. Me han recriminado que quizá debería extenderme un poco más y clarificar mi postura ya que aquello era un breve comentario a la que para muchos es la noticia del año. Venga, vamos a abordar más seriamente el tema.

Que viene el lobo, que viene el lobo. Ese lobo era Panini, y nos iba a quitar todas las colecciones de Marvel que editaba Planeta e iba a sacar engendros en plan «72 páginas de tres colecciones que no tienen nada que ver entre si». Pero el lobo nos decía que no, que todo iba a seguir igual, que el mismo perro iba a llevar distinto collar. Pero había miedo, mucho miedo. Hasta que salto la exclusiva, una exclusiva que nos daban como cinco webs a la vez, que parecía haberse filtrado así como misteriosamente pero a lo bestia. No se lo digas a nadie pero te voy a dar una exclusiva a ti, a ti, a ti y a ti, y también a ti, que nos sobran oiga. Y entonces todos a la vez vimos el listado y todos a la vez exclamamos «oooohhhhh». Bueno, algunos mas bien dijimos ¿ y para esto tanto follón ?

El listado de novedades de Panini me ha hecho plantearme dos cosas:

– La primera, ¿ Panini no puedo hacer algo mejor ? Porque vaya, saca Mística, la BM Iron Man… esto… vaya, no se, quizás a alguien le parezca impresionante, pero a mi me ha dejado frió. Y el Venom, y el punisher… vamos, que si Panini le ha quitado los derechos a Marvel para publicar estas cosas… pues no veo yo donde esta el negocio. Es su primer plan, de acuerdo, y tienen que trasmitir tranquilidad ante todo, pero yo me siento decepcionado. Un gigante del tamaño de Panini puede hacer las cosas de otra manera, mucho mejor. Puede empezar con un bombazo y dejarnos a todos con los ojos bien abiertos. Pero no, no han querido arriesgarse, han ido a lo que funciona y nada más. Vaya, tanto insistir con que el plan editorial era de Marco Lupoi y parece hecho a imagen y semejanza de los antiguos responsables de Planeta. Seguro que alguno en Planeta estará muy contento porque podrá seguir completando su colección de Bibliotecas Marvel.

– La segunda. ¿ Esto es todo lo que nos puede ofrecer la Marvel actual ? Porque si es así, vaya porquería. Jamás creí que iba a decir esto, pero la marcha de Jemas no ha hecho más que empeorar la situación de la Marvel actual. ¿ Qué colección de las que va a publicar en enero Panini tiene algún interés ? ¿ The pulse ? Pues vaya, si eso es lo mejor que pueden ofrecernos (y que conste que mi esa serie me encanta) pues vamos de culo.

Mucha gente se ha quedado tranquila porque Panini sigue en la misma línea que Planeta. El cambio de editorial debía haber supuesto una oportunidad para hacer las cosas de otra manera, y a ser posible mucho mejor. Que luego a lo mejor se pasan y lo hacen mal, pues mala suerte, pero vamos, que para editar este material tampoco hace falta que lo hagan demasiado bien.

Yo me había ilusionado con los tomos del As, pero por ahora esos tomos no se corresponden con ninguna realidad presente ni futura. Yo quiero más y Panini me da lo mismo. No eran necesarias tantas alforjas para tan poco viaje.

Hagan sus apuestas señores

Supreme de Moore contra Supreme de Moore…. esto, no. A ver, Supreme de Recerca contra Supreme de Dolmen, ¿ quién vera antes su final ?

supreme.jpgErase una vez que en la revista Dolmen un anuncio muy vistoso proclamaba a los cuatro vientos: Mage todos los meses… Esto… esa no es la historia que quería contar hoy, vamos a empezar otra vez.

Erase una vez que en Dolmen empezó a publicar un tebeo llamado Supreme. Todo el mundo era feliz porque la historia que arrastraba ese tebeo era larga, larga, larga… muy larga. Resulta que un día otra editorial llamada Dude soñó con poder publicar ese material antes que nadie y confío en Rob todopoderoso. Pero ay, el lobo soplaba, soplaba y soplaba y la casa no caía. Los originales nunca llegaron y el mes que viene Supreme se convirtió en la frase favorita de todos los duendecillos: El mes que viene Kane, el mes que viene Bone, el mes que viene Crisis. Todos eran chanzas y alegrías y todos se reían como buenos hermanos. Hasta que un día Dolmen decidió unirse a la broma: El mes que viene Supreme. Eran doblemente chistosos, porque no solo hacían la broma si no que realmente iban a publicar Supreme. Y al mes siguiente publicaron Supreme y oh, ah, gritos de sorpresas en toda la multitud. Pero claro, el mes que viene Supreme era solo para el primer numero, nadie en su sano juicio esperaba que iban a ser regulares, ¿ verdad ?

Erase una vez que en Recerca se les ocurrió que también podrían publicar Supreme. No el mismo material, claro esta, sino el siguiente arco argumental a lo que estaba publicando Dolmen. Echaron cuentas y vieron que podrían empezar justo para el famoso Salo, porque mas o menos Dolmen estaría llegando el final. Pero ay, los duendecillos de las imprentas por un lado y los de los vientos por otro retrasaron y retrasaron los números. Así que magia, dos números de Supreme en el mercado, cada uno por su lado, cada uno con su numeración, cada uno con su editorial. Así que el mes que viene Supreme no solo era una frase recurrente, era el cachondeo padre. Porque al mes siguiente a lo mejor no salía, a lo mejor sí, a lo mejor salían dos números.

Pero hete aquí que Recerca era mas o menos regular. Poco a poco iba sacando números de su Supreme mientras Dolmen… mientras Dolmen… sí, Dolmen bien gracias. Pues eso, la tortuguita seguía su camino incansablemente, lenta pero constante. Mientras la liebre estaba tumbada a la bartola viendo la vida pesar.

En este momento nos encontramos en la línea de meta, esperando expectantes quien será el primero en llegar al final. A las dos editoriales les queda un solo numero para terminar su etapa. Con la diferencia de que una de las dos empezó muchísimo antes que la otra. Así que, ¿ nos apostamos algo a que Recerca acabara antes que Dolmen ? Pero ey, ellos tranquilos, que no pasa nada.

Jeph Loeb, el hombre

En el tomo del As de este fin de semana, aparecieron dos historias de un genio del medio: Alan Moore. Tal honor, el de aparecer dos veces en un tomo representativo de más de 60 años del personaje no quiere decir que el británico loco sea un genio entre los genios, porque eso seria equipararlo a Jeph Loeb, que también tiene dos historias en el tomo, aunque ay, ay, ay, bien diferentes que son.

loeb.jpg

Jeph Loeb es el hombre de la controversia. Querido por muchos, odiado por más gente, es un valor de ventas seguros. Lleva ya muchos meses seguidos en el top 10 de ventas Usa, aunque mucha gente se lo achaca a los dibujantes que le acompañan. Cuando hizo Hush (Silencio) con Jim Lee en Batman, todo el mundo lo tenia claro, la colección era numero uno de ventas por Jim Lee. Parece que sí, que la vuelta de Jim Lee aupo al personaje a lo más alto y que Loeb solo estaba ahí de paquete. Con Superman/Batman pasa lo mismo, vende por los dibujantes, que si McGuinnes, que si Turner, que si Pacheco… todos muy buenos dibujantes, nuevamente Loeb parecía que estaba ahí de bulto. Pero un buen día Jim Lee pasó de Batman a Superman. En DC se frotaban las manos, si con el murciélago había vendido tanto que no podía hacer con el hombre de Acero. Además, esta vez le iban a poner a uno de los guionistas Vertigo de la casa, Brian Azarello, esto se vendía solo. Sí, el primer numero lo hizo, el segundo también, el tercero no tanto, el cuarto, uy que bajón… ¿ pero qué ha pasado ? Pues que el guión de Azarello no esta hecho para gustar a la masas… bueno, ni para gustar a nadie parece ser. Así que, después de todo, Jim Lee por sí solo no vende tanto como parece, necesito un guionista que cuente algo intrascendente pero divertido, absurdo pero con fuerza, en definitiva, necesita al Jeph Loeb de turno.

A mi personalmente no me gusta nada Loeb. Me parece un guionista mediocre que escribe basándose en una formula y que tiene ideas de bombero. Pero es el escritor perfecto para ser un top de ventas, el que se amolda mejor a los dibujantes y el más idóneo para cualquier proyecto estrella. Los números le dan la razón, los fans le dan la razón, todo el mundo le da la razón, y eso quiere decir algo. Es como la telebasura, todo el mundo dice que es mala pero es lo mas visto. Es lo que le pasa a Loeb, que lo hace fatal pero es lo que mas vende.

Sin embargo, tengo que decir que Loeb tiene obras que me gustan. El Largo Halloween, Dark Victory y las Cuatros Estaciones son buenas obras. Con sus defectos, con sus cosas, pero tebeos que se leen bien y que se disfrutan. Además, Tim Sale, un monstruo del dibujo, ayuda perfectamente a crear el ambiente adecuado, oscuro y depresivo en las dos primeros, optimista y alegre en la última.

Pero saliendo de esas obras… me cuesta ver alguna más que merezca la pena. Tengo ganas de leer sus Challengers of the unknow porque la gente habla muy bien de ellos, pero saliendo de ahí… Su Hush es incoherente y totalmente estupido, su Superman es una cosa que no hay por donde cogerla, su Batman/Superman es para leerle sin cerebro… Que si, que son tebeos divertidos, que se pueden leer y pasar el rato, pero poco más. Hay gente que afirma que Loeb hace tebeos de superhéroes puros y duros. No estoy nada de acuerdo. Para mi un tebeo de superhéroes es un tebeo de personas extraordinarias que actúan de la manera mas inteligente posible para resolver un problema, para Loeb es uno donde aparecen muchos tíos en mallas pegándose piñazos. Da igual que los personajes parecen deficientes mentales, lo importante es la acción y la traca, y todo lo demás sobra.

De todas maneras, si vende tanto, si tiene tan buenas criticas, ¿ no será que lo que la gente desea es mas tebeos de gente pegándose piñazos y menos de tíos sesudos que resuelven los problemas con la fuerza de sus cerebros ? Vamos, como cuando los cómics Image, no en vano Loeb ayudo al gran Rob en alguno de sus guiones…

Vázquez, el dibujante y su leyenda

Por fin llegaron a mi librería los libros de la nueva colección Sin palabras, concretamente los de Vázquez y Alan Moore, que los dos primeros ni los he olido. Tenía ganas de hincarles el diente, así que vamos con ellos.

vazquez.jpg

A la tienda en la que compro habitualmente han llegado la misma cantidad de ejemplares de los dos libros. Llegué justo a tiempo de llevarme el último del de Vázquez, de Moore quedaban todavía unos cuantos. No es que de Moore ya hayan salido varios libros en nuestra lengua, es que la figura de Vázquez es algo tan mítico para el lector español que cualquier escrito sobre su figura vuela de las estanterías.

Centrándome ya en el libro (y esto vale para los dos) la edición del mismo es impecable. La portada es magnífica, el diseño de página es muy bueno, la distribución entre texto y dibujos es bastante equilibrada (en la página de la izquierda los textos, en la página de la derecha las imagenes, sin interrumpir lo que lees y permitiéndote fijar tu atención en lo verdaderamente importante), es decir, todo lo referente al diseño del libro es un auténtico acierto. No se le puede poner ni una sola pega.

En cuanto al texto, es ya otro cantar. El número de páginas del libro es bastante escaso (no llega a las 100) y teniendo en cuenta que la mitad son de dibujos se deja muy poco espacio para la palabra escrita. Esto lleva a que el autor tenga que narrar en plan bastante genérico y sin poder centrarse demasiado en los detalles.

En el libro sobre Vázquez parece más bien que se quiere hacer un libro sobre Bruguera (que servidor está deseando leer) en el que a veces se particulariza sobre Vázquez. Es tan rápido el repaso que se da a la vida del retratado que se menciona muy por encima la morosidad de la que tanto hacia gala Vázquez. En otro párrafo, por ejemplo, se habla de la figura de Rafael González y casí no se quiere ni mencionar el odio que despertaba entre muchos dibujantes. No se puede poner ninguna pega al texto en sí, es interesante y entretenido, pero su brevedad acaba matándolo. Lo mismo pasa con el libro de Moore, en el que el autor parece que nos está diciendo en varias páginas: «hay tanto que contar y tan poco espacio para hacerlo».

En definitiva, se disfruta leyendo estos libros pero te quedas con las ganas de mucho más. No me hubiera importado que hubieran tenido el triple o cuadruple de longitud porque el tema lo vale. Sobre todo el tema Bruguera, que merece un gran estudio que todavía no se ha hecho a día de hoy. Quizá el objetivo de estos libros teóricos sea el de llegar al máximo público posible, de ahí su gran atractivo gráfico y su formato reducido, pero el lector un poco más inquieto necesita algo más.

El gran Vázquez se merece muchos homenajes, pero muchos, muchos, muchos, y por desgracia nos llegan con cuentagotas. ¿ Para cuándo una edición como tiene que ser de todo su material ? Es algo que el mercado necesita desesperadamente, o al menos yo… y mucho más gente.

El Pato Donald de Carl Barks

Gracias a la colección ésta que se ha sacado de la manga el diario As (recordemos, maniobra de distracción creada por Panini para ir publicitando sus cómics desde ya), hemos podido disfrutar de tres historias de Carl Barks… qué pedazo de historias.

barks.jpgPara quien no le conozca, Carl Barks es uno de esos genios que de vez en cuando da el mundo de la historieta. Su nombre está íntimamente ligado al de Pato Donald y prácticamente no se puede nombrar a uno sin mencionar al otro. En muchas biografías se dice que era el hombre destinado a escribir historias de patos y su trabajo no puede más que reafirmar este hecho.

Disney siempre ha sido considerado en nuestro país como algo infantiloide y con razón. No en vano la mayoría de estas historias, tanto en papel como en pantalla grande, están dirigidas claramente al público infantil. Disney es para críos, evidentemente, pero sin embargo trabajaron en esa industria algunos genios que han dejado su huella indeleble en el tiempo. Uno de ellos fue Floyd Gottfredson, del que esperamos ver su trabajo dentro de unas semanas en el As, el otro es, como no, es el autor que ahora nos ocupa. Y aquí es cuando hay que explicar a todo el mundo que éstas no son historias paracríos, que esto es un CÓMIC, así, en mayúsculas, que puede ser disfrutado por todo el mundo, que es maravilloso, y que ojalá hubiera muchos más así. Vale, es un tebeo de Pato Donald, pero es un tebeo del gran Carl Barks.

El tomo que nos ocupa contiene tres historias de Barks y otras tres de diversos autores italianos. Vamos a olvidarnos de estas últimas, porque aunque son pasables no le llegan a la altura de los talones a las otras. Las tres historias que abren el volumen nos muestran a Barks en su más pura esencia.

La primera, Donald y el zombie, nos habla de un zombie que ataca a Donald (¿ un zombie ? ¿ historias para niños ?) y que lleva al pato a viajar hasta los confines más profundos de África para deshacerse de la maldición que le ha transmitido el muerto viviente. Es una aventura llena de imaginación y que marca lo que es una constante en las historias de Barks: acción, misterio y viajes por todo el mundo. Es una historia entretenida que se deja leer sin problemas y que te deja con muy buen sabor de boca.

La segunda historia, Donald y el misterio de los Andes, nos narra la expedición de Donald y sus sobrinos para encontrar el origen de unos extraños huevos cuadrados. Su viaje nos llevará a una extraña ciudad de los Andes donde sus habitantes tienen la cabeza cuadrada y sus gallinas, como no, son cuadradas. Esta historia es buenísima. Es de las que crean afición y que te hace desear fervientemente que publiquen todo el material de este autor lo antes posible. Es imaginativa, dinámica, fresca, misteriosa… Esto es un tebeo como dios manda, y nosotros pobres ignorantes no sabemos lo que nos estamos perdiendo.

La tercera historia, Donald y el tesoro vikingo, narra el viaje de nuestros protagonistas a la Antártida en busca de una mina perdida… o algo parecido. No es tan vistosa como las dos anteriores ya que los paisajes antárticos no dan mucho más de sí (hielo, hielo y más hielo). No está mal pero ante la grandeza de la anterior se nos queda un poco corta.

El tomo del As, las 110 páginas que nos ocupan, son sólo una pequeña muestra de lo que nos espera y que por ahí no hemos catado. Historias dinámicas, llenas de aventura y misterio, de paisajes exóticos y de diversión a doquier. Son varios cientos de páginas las que nos están esperando y que nadie está publicando en nuestro país. Panini, si los derechos son tuyos y puedes hacerte con ellos, salvanos, y publica estas maravillas. Se nota que me ha gustado, ¿ verdad ?

La culpa es del lector, ¿ de quién si no ?

Parece que el Víbora va a cerrar de una vez por todas. Esta vez definitivamente, o quizá no, porque uno no sabe si ahora sí, si ahora no, si ahora remontamos, si ahora depende. Pero parece que esta vez es de verdad. Esta noticia lleva coleando tantos meses que la emoción del primer momento ya no es la misma, así que el cierre del Víbora ha sido la crónica de un cierre anunciado.

Que sepas, estimado lector que me estás leyendo, que la culpa es tuya, única y exclusivamente tuya. Sí, tú, no pienses que esto no va contigo y que tú eres justo la excepción a la regla. Si estás leyendo esto seguramente compres tebeos habitualmente, así que tu deberías haber comprado el Víbora en vez de esa porquería que seguramente compras. Porque es cómic español, que lo sepas, y ante todo debes hacer patria. La culpa es tuya…, de no hacer una revista interesante, de que el nivel de las historias haya bajado constantemente de calidad, de no tener un poder adquisitivo que te permita adquirir todos los tebeos del mercado… en definitiva vas a hundir el mercado y tú sin saberlo.

Es una de las frases que más odio leer en un tebeo: la culpa es de los lectores. Es la típica frase que se utiliza para quitarse culpas y que queda tan bien en el mundillo. Nosotros hemos hecho nuestro trabajo, nuestro producto es excelente, la culpa es que la gente no lo entiende. Y encima van y echan la culpa a los cuatro que realmente nos estamos comprando el maldito tebeo. La culpa de que un tebeo se hunda está determinada por numerosos factores y no sólo porque el lector no la compra. Porque lo primero que habría que hacer cuando un tebeo/revista cierra es un poco de autocrítica. ¿ Cómo es que hemos vendido tan poco ? ¿ La bajada constante en ventas se corresponde con algún factor ?

Lo más fácil cuando se cierra una revista (y en este país ya han cerrado unas cuantas) es convertirse en un coro de plañideras y echar la culpa al mercado en general. Hay que entender que el mercado de los cómics es igual que otro tipo de mercados… sólo entiende de dinero. Así que cuando algo no vende hay que aplicar la mismas teorías económicas que en otros mercados. No vale nada decir que nuestro mercado tiene una idiosincrasia especial, que los niños sólo juegan a la playstation, o que ojalá fuera esto Francia. Autocrítica lo primero: si no vende es que no has sabido vender, que nadie quería tu producto, que no te has adaptado a los viejos (SERÁ NUEVOS) tiempos.

El Víbora cierra y es una noticia muy triste. Sin embargo, quién esté libre de pecado que tire la primera piedra. Yo hace muchos años que deje de comprármela porque el material que incluía no me interesaba. Sus pocas historias de calidad no me compensaba ese retahíla de historias de tetas y culos que salpicaban las páginas sin más interés que el de mostrar algo de carne. Perdí el interés y como yo mucha otra gente que poco a poco fue dejando la revista de lado. Y es que el Víbora es un producto de otro tiempo y su supervivencia hasta nuestro días es algo digno de elogio. Sin embargo, todo se acaba, el tiempo arrasa con todo. La época de las revistas hace mucho tiempo que se acabó, por desgracia. ¿ Algún día volverá ? Lo veo muy complicado, nunca se puede saber, pero los tiempos son otros y el manga nos devora. Una lástima, una desgracia, así es la vida.

Las jovencitas asaltan las librerías

Tenía pendiente este post de otro que me deje un poco a medias hace unos días, en uno que hablaba de Akira, de su publicación hace muchos años, y de como ahora el panorama había cambiado totalmente. Vamos a ello.

nomelodigas.jpg

Por razones históricas (es decir, siempre ha sido así) las librerías especializadas han sido un coto cerrado de hombres. Por supuesto, siempre podías encontrarte alguna chica comprando tebeos, pero era raro. Y era mucho peor si te ponías a buscar tebeos atrasados cerca de donde se encontraba alguna de ella, ya que te miraban con cara de:» desesperado friki salido, no se te ocurra ni acercarte». Claro, también estaban las novias, que se veían arrastradas dentro de la tienda sin muchas ganas, pero que le vas a hacer, lo que sea por el novio.

Claro, todo esto que cuento puedo parecer muy generalista y que corresponde a tópicos. No, lo siento, yo estuve allí. A lo largo de mi vida he visitado casi todas las librerías de Madrid y el panorama era ese. Hay que reconocerlo, a una tienda de comics no se podía ir a ligar. Porque estabas perdiendo el tiempo. Se iba a comprar tebeos y si tenías suerte, a hablar con alguien de ellos. Pero poco más. No conozco a nadie que haya ligado en una librería, pero todo puede ser vaya.

Ahora bien, todo lo anteriormente comentado se refiere a tiempos anteriores al manga. Más bien, anteriores al 2000 más o menos. Ahora no sólo es bastante factible encontrar mujeres aficionadas a los tebeos comprando, también te puedes encontrar a féminas no aficionadas a los tebeos que están enamoradas de los mangas. Me ha pasado ya bastantes veces, estando en la tienda, tranquilamente, ojeando las novedades, ver entrar a un grupo de chicas arregladas como para salir de marcha para comprar sus mangas correspondientes. Y eso es algo que NUNCA JAMÁS había visto en mi vida.

Mi librero, al principio, tenía a mano derecha, nada más entrar en la tienda, todos los tebeos de superhéroes que salían al mercado. Hace dos o tres años relegó los comics de superhéroes a la estantería del fondo y ocupó toda esa estantería con mangas de todo tipo. Y fue todo un acierto. No veáis la cantidad de gente que entra para mirar esa estantería, parece un maldito reclamo para aves o algo así. Los tomitos chiquititos están arrasando.

Porque al parecer, el manga atrae a las mujeres. No, eso es mentira. Lo que atrae a las mujeres es que el manga tiene un género totalmente destinado a ellas. La Marvel no hace comics para mujeres, la Cúpula no publica para mujeres (por poner unos ejemplos algo retorcidos pero válidos), sin embargo siempre pueden encontrar su ración de manga con temas que se acercan más a ellas. Y eso es algo para pensarse, porque por desgracia, la mayoría de esos tebeos son bastantes malos, al menos para mí, ser masculino. Todos los defectos que se le atribuyen al manga, dibujos poco definidos, ojos grandes, tramas eternas, personajes que nunca se terminan de decidir, todo eso, es el pan de todos los días de los Shojo Manga. Son tebeos bastante aburridos que sin embargo le llegan a mucha gente. Está claro que yo no los comprendo, a pesar de que he intentado leer unos cuantos, pero sus carencias resultan evidentes.

Sin embargo, esos tebeos están atrayendo un público que nunca ha comprado tebeos y están financiado el lanzamiento de otros muchos tebeos no tan comerciales. Y eso da para pensar, y mucho. Aborrezco el shojo, pero por desgracia, parece que por falta de gusto. En fin, es lo que hay, pero por favor, un mensaje para las féminas: no dejen de visitar las librerías.