De compras por Francia

La semana pasada le dimos un repaso muy breve a la industria del cómic español y hoy le tocaba el turno a hacer algo parecido con Francia. Pero me he dado cuenta que aún me quedan bastantes cabos por atar en cuanto a su estado real y que ponerme ahora a lanzar cifras y datos sin tener claro como de buenos o de malos son seria una metida de pata tremenda por mi parte. Así que mientras sigo estudiando este tema, que prometo abordare en próximas semanas, vamos con algo más ligero y basado en experiencias personales: ¿dónde comprar tebeos en Francia?

Librerías especializadas. El lugar más lógico y normal para realizar tus compras. Pues en principio no hay grandes diferencias entre las librerías de allí y las del mundo entero. Es decir, en esencia muchas novedades, mucho stock de atrasados y bastante merchadising. Vistas unas diez o treinta, vistas todas. La diferencia fundamental es lo que venden. Tienen muchiiiiisimo, pero muchiiiiisimo europeo, bastante manga y un poquito de americano. El manga cada día amenaza con comerse más y más espacio e incluso es normal que sea lo primero que te encuentras al entrar en la tienda. Pero los reyes siguen siendo los álbumes europeos de tapa dura, siempre en una posición dominante en la tienda. Los supes, pues una estantería, a veces dos, pero no salen de su esquinita.

Quioscos. En los quioscos se venden tebeos pero no he podido encontrar ningún patrón concluyente en el material que venden, porque cada quiosco tiene sus cosas. Normalmente suelen ser o álbumes de gran éxito o clásicos, pero no he sido capaz de encontrar ninguna correlación entre lo que allí venden. Venden… cosas, eso seguro.

Fnac. Traigo esta cadena de tiendas a colación porque es donde más tebeos de gorra hemos leído todos nosotros y siempre lo tomamos como referencia a la hora de saber como de bien esta tratado nuestro medio. Pues la sección de cómic es… enoooooooorrrrmmeeeeeeee. Y eso que en muchos Fnac de nuestra piel de toro estamos muy bien servidos, pero allí estan casi al mismo nivel que la literatura general en plan sección de aventuras, de género negro, de humor, etc, etc. Aunque es imposible da la impresión que tienen todo lo que se ha publicado jamás, pero cuando empiezas a rascar de verdad vas notado los típicos huecos de todas partes . La sensación de encontrarse totalmente perdido allí es total porque empiezas a encontrar una cantidad de títulos desconocidos descomunal y con el precio que tienen, ya que muchos son álbumes, tampoco esta la cosa para llevárselos todos. La sección de manga, ojito, que da la impresión que se va a comer al resto el día menos pensado.

Grandes hipermercados. Sí, de lo hacer la compra semanal con el carrito, esos mismos. Pues estos son los que mas me han dejado sorprendido. Porque de todo lo anterior yo me esperaba más o menos lo que me encontré, en plan, es como lo nuestro pero el doble o el triple de grande. Pero meterte en un supermercado y encontrarte con una sección de cómics enorme, cuidadísima, con todo correctamente catalogado y ordenado y con los grandes clásicos en lugares preferentes de venta es para caérsete la baba. No es en plan Fnac, que intenta abarcar lo máximo posible, sino en plan: aquí tenemos lo más destacado, lo que la gente busca y lo tenemos muy variado y en grandes cantidades. Por supuesto, no en todos los hipermercados se encuentran este tipo de secciones tan cuidadas, algunos solo se dedican a comida y ropa. Pero si es lo suficientemente grande para tener una sección de cultura propia, allí tienes una sección de cómic en la que pasar horas y más horas.

Y esto es un poco por encima los cuatro principales puntos de venta en donde podréis encontrar cómics. También por supuesto están los mercadillos callejeros, en donde siempre hay algún cómic en alguna caja, pero bueno, eso ya como todo, joyas mezcladas con basurilla olvidable. Y este ha sido el rápido repaso en plan Diario de Patricia. La semana que viene más.

1 opinión en “De compras por Francia”

  1. Una vez, al venir de París, en el mismo aeropuerto entré en una tienda de periódicos y revistas y me trajé por cuatro perras un periódico con su tomito en tapa dura de Lucky Luke. Así que, los coleccionables de periódico, también son una forma de tener coleccioncitas a precio asequible.
    Allí lo miman todo, leñes!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.