En el Día del Libro, regala TEBEOS

Otra año más regalando tebeos, espero que las personas a las que se los regaléis tengan ya la casa llena de ellos y estén pensado en comprar nuevas estanterías. ¿Qué no? Pues no desanimarse, hay que seguir insistiendo año tras año. Y las recomendaciones de este año por parte de este bloguero son las siguientes:

logodiadellibro09.jpgFabulas. La verdad es que ya la recomendé hace tres años pero es que la serie es tan buena y siguen tan maravillosa número tras número que no puedo más que decir: comprala, comprala, comprala. Y dos ejemplares, uno para ti y otra para regalar claro.

La serie en los USA ya ha sobrepasado los 80 números y sigue tan en forma como siempre. Tras el final de la gran guerra que fue ganada por… alguien (uy que susto, ¿eh?) la serie sigue tratando las consecuencias posteriores y con un nuevo status quo para todos los personajes. Willingham parece que tiene cuerda para muchos años y Mark Buckingham es el dibujante ideal para esta serie, grande, grandísima. Y lo más impresionante de todo es que en las dos últimas sagas ha logrado algo que no le hacía falta a la serie, pero era necesario para asentar definitivamente la serie como una de las mejores de los últimos años: héroes. Willingham ha logrado que, con sus actos, los personajes se conviertan en héroes más allá de su propia leyenda y llevan a cabo acciones que serán recordadas durante mucho tiempo.

A mi me sigue sorprendiendo como el primer día y es una pena si te las estas perdiendo.

Jack de Fabulas. ¿Y sí ya le has regalado Fabulas y se ha enganchado tanto que se ha comprado toda la serie y quiere más de lo mismo? Pues la respuesta es Jack de Fabulas, la serie que al principio era clavadita a fabulas y que poco a poco ha ido adquiriendo identidad propia. Incluso ha tenido su propia gran guerra… pero a su manera, claro. Lo más curioso de esta serie es que se han sacado de la manga un nuevo concepto de personajes llamado The literals (no se como los traducirán en español y no quiero apostar) que son personificaciones de ideas, como la Falacia o el Deus Ex Machina que están haciendo que la serie discurra hacia otros derroteros totalmente imprevisibles. Es lo mismo que Fabulas pero con identidad propia. No es tan maravilla como la otra pero se le acerca.

Los muertos vivientes. Ahora que lo zombie esta de moda y que libros como Guerra Mundial Z se están vendiendo como rosquillas, es el momento de seguir adoctrinando como uno de los tebeos más terroríficos de todos los tiempos. Tengo amigos que no han leído jamás un tebeo en su vida que están enganchadísimos a esta serie y que alucinan con cada número. A mi también me ocurre, me sigue dando un miedo terrible, pero no puedo de dejar leyendo. Si tienes algún conocido que te da la brasa con que los tebeos son para niños dale un zas en toda la boca con esta obra.

Kimagure Orange Road, cuya traducción literal es Jonhy y sus amigos. Es un manga y esta a medio camino entre el Shojo manga y el seinen shonen manga. ¿Cualo lo qué? Pues a mitad de camino entre el tebeo para chicas modositas por un lado y para chicos imberbes con los primeros picores para el otro. Y por supuesto para más mayorcito también, que aquí el menda ya esta talludito.

Es el típico manga de triangulo romántico pero con un ligero toque de comedia que lo convierte en una lectura reposada y muy agradable. No es que pasen grande cosas, ni siquiera la historia avanza demasiado en cada número, pero da gusto leer una historia tan bien narrada y con tan pocos elementos. A mi me encanta, seguramente tenga mucho que ver el efecto nostalgia.

El cazador de rayos. Y para terminar un tebeo español que ofrecido en su versión retapado es un regalo perfecto. Aunque en ciertos aspectos, sobre todo en la historia se nota que es una obra algo «primeriza», es una maravilla gráfica en la que Kenny Ruiz se desata y nos muestra escenas totalmente épicas. Es una historia post apocalíptica como las que ya hemos leído tantas veces pero con unos personajes tremendamente carismáticos e inolvidables. Una autentica maravilla que en integral se disfruta mucho mejor.

Y esto es todo. Hagas o no caso de estas recomendaciones,regala tebeos.

19 opiniones en “En el Día del Libro, regala TEBEOS”

  1. ¡Regalad Kimegure Orange Road a los púberes, a los prepúberes, y a los talluditos como Pedro, que es una maravilla! Aunque no la he leído, pero sí he visto el anime, y no creo que vaya muy desencaminado. A ver si me hago con ella. 🙂

  2. El Cazador de Rayos es uno de los tebeos más fascinantes desde el punto de vista gráfico que he visto en los últimos años, y eso que la historia a mi tampoco me llamó demasiado la atención. Recomendación totalmente recomendada xD.

    FOXXXXXXXX

  3. Yo estoy deseando comprar Fábulas, pero ya hay varios de los tomos de la serie agotados y la poca prisa que Planeta se da en reeditarlos me da que huele a reedición en algún nuevo formato así que esperar o no esperar, esa es la cuestión.

  4. El problema de regalar tebeos es que, en la mayoría de los casos (creo yo), la persona a la que se los regales te puede mirar raro, a no ser que ya esté más o menos metida en el mundillo. De vez en cuando das en el clavo y consigues «convertir» a un nuevo adepto, pero es taaan difícil…

    En cuanto a Kimagure orange road… el manga es bueno, pero no tanto como la serie de anime, que fue la culpable de que más de uno nos engancháramos a esto de los japoneses…

    A mí me gustan tanto los tebeos, y de todo tipo, que si me pusiera a recomendar… ¡buf! Creo que me saldría una lista enorme.

  5. Como lista de buenas obras vale, pero ¿regalos? para regalar a quien no sea lector habitual ¿no debería ser una historia cerrada, contenida en sí misma, y a ser posible en un único volumen lo más aparente posible?

  6. Jata, yo prefiero regalar estas obra que otras autocontenidas. Ya me ha pasado alguna vez que cuando les ha gustado lo que les regalabas (caso Watchmen) te decian «me ha gustado muchisimo, ¿no tendras algo igual?» Y tu, bueno, igual igual no, pero tengo otros tebeos que… «No, pues si no es igual no lo quiero».

    El primero tomo de Fabulas, el primero de los Muertos Vivientes o el de Kor me parecen estupendos regalos. Los libros de Harry Potter también se regalan y no creo que nadie piense, jo que son siete.

  7. buenas, perdonar que este comentario no tenga que ver con el post, pero el otro dia se hablo en este blog de boookdepository y he estado mirando la pagina. Aparentemente las cosas salen bastante baratas y pone que los gastos de envio son gratis.Yo suelo comprar por amazon y me agradeceria mucho que me explicaseis si este portal es mejor (al menos para cosas baratitas, al no cobrar por el envio), que tal funciona en cuanto a tiempo de llegada y estado del envio, si tiene algun incremento en el precio (aparte de un 4% por enviar a España, segun he visto) muchas gracias.

  8. Yo excepto Cazador de Rayos las sigo todas y son todas buenas.

    Ahora, Fábulas a pesar de que me encanta, creo que esta algo sobrevalorada. Willingham quiere abarcar a veces tanto que no abarca nada porque la comunidad de Fabulas, con esos personajes, daba para muchas e infinitas historias interesantes pero apenas ha profundizado en un par de personajes y luego la guerra con el Imperio va perdiendo fuelle en cada tomo y tampoco le ha sacado todo el provecho que podría.

    Aunque lo que no entiendo es tanto halago a Buckingham que me parece el talón de Aquiles de la serie y que no es capaz de dibujar una cara en condiciones. No sé… cualquiera de los autores que salían en el tomo de 1001 Noches de Nieve me parecía mucho más apropiado. Además a Buckingham le debería decir alguien que se olvide de esos marcos cutres que les pone a las páginas… eso te lo hacían Stephen Bissette y John Totleben en La Cosa del Pantano y quedaba de lujo pero Buckingham…

    A pesar de eso, aunque no lo parezco, repite que me encanta porque es una serie muy entretendida pero por la tematica podría haber sido una digna sucesora de The Sandman y se queda a medio camino. No me deis muchos palos xDD

  9. Javier, para determinadas cosas sí que bookdepository es bastante mejor debido al tema precios y sobre todo y lo más importante que no te cobra los gastos de envio. Los pedidos no suelen tardar mucho en llegar más o menos una semana y te vienen en sobres individuales de burbujitas. Eso sí, de vez en cuando te vienen con alguna tara en plan esquinita doblada o borde un poco dentado (tampoco mucho, sin exagerar, ni tampoco ocurre a menudo). Yo les llevo pidiendo un tiempo cosas sueltas y me estan viniendo bastante bien ya que tienen un buen surtido de TPB. Y no, no me pagan por decir esto, ojala.

  10. Jo,me harto de escribir en el ultimo post esta mañana y actualizas justo hoy.

    Lo malo de regalar Fabulas,es que la serie va mejorando tomo a tomo,y claro si vas a regalar alguno ha de ser el primero.

    A mi me ha funcionado muy bien regalar Conan,a todos mis tios les ha gustado,pidiendome mas cosas del barbaro para leer,y cuando han cambiado a Batman por ejemplo,no les ha gustado,han vuelto a Conan.

  11. Bueno primero saludar que es la primera vez que dejo un comentario por aquí, aunque sigo este blog (enhorabuena Pedro) desde hace tiempo.

    Despues decir que yo al comic de Kenny Ruiz no le encontré esos «ciertos aspectos» en lo que se nota que es una obra primeriza. Muy al contrario encontré una obra muy trabajada a nivel argumental y sobretodo en los dialogos.

    Mención aparte el apartado gráfico, soberbio y con una coreografía en las luchas increíbles.

    Un saludo.

  12. Pues yo no puedo poner ningún pero a las recomendaciones de Pedro. Me parecen todos buenos tebeos excepto el «Kimagure Orange Road» que no lo he leído pero me apunto.

    Impacientes Saludos.

  13. Kimagure Orange Road es una serie absolutamente inclasificable. Por un lado los protagonistas son magos, usan la magia, a un nivel magia dc de los años 50 donde todo esta permitido y pasa de todo y sin problemas. Por otro lado es un triangulo amoroso ( La Novia ¡ Si, es su novia! es la mas corneada de la historia. Y por otro lado este ese humor salidorro.

    Y es que se nota que es una obra de Rumiko Tamashaki y se nota. Pero opino que mas que recomendar Kimagure, yo recomendaria Lamu. Ni la genial Ramma, ni la suprema Inuyasha superan el nivel de despiporre, cachondeo, caradura y absurdo de esa obra de esta autora. Resumiendo, un demonio que se llama Lamu se enamora de Ataru y cree que esta casada con el. Lamu viene a la tierra con su ovni y se mete en la casa de Ataru. Pero es que este chico es egocentrico, vicioso, vago, chulo, impenitente buscador de faldas y todos lo que os podais imaginar. Asi que la Lamu cuando no esta electrocutandole le esta poniendo la zancadilla en todo lo que hace. Ademas los secundarios son tan alucinantes como el sacerdote idiota que lejos de ayudarle le mete incluso en mas lios. Una serie muy bestia que merece mucho la pena.

  14. Kimagure Orange Road es de Izumi Matsumoto no de Rumiko Takahashi. El tema de los poderes psiquicos (no magia) no tiene importancia más allá de generar historias (igual que los inventos de Doraemon) es por eso que de vez en cuando se sacan algun poder menor de la manga aunque normalmente están bastante limitados.

    Es un triángulo amoroso muy distinto a los que plantea Rumiko Takahashi en sus obras, los malos entendidos, el reprimir los sentimientos por no hacer daño a otras personas, etc.. en ese aspecto tiene mucho menos de comedia. Sencillamente es una historia sobre la magia del recuerdo y las primeras experiencias de la juventud.

    Si lo que quieres es cachondeo por supuesto que Lamu es muchisimo mas adecuada 😛

  15. Vaya, gracias, es verdad, no es de la Rumiko.

    Izumi Matsumoto (su nombre real es Kazuya Terashima) es un dibujante de manga japonés. Nacido el 13 de Octubre de 1958, se fue a Tokio a finales de los años 70 para triunfar como batería de un grupo musical, queriendo emular los pasos de su gran ídolo, Phil Collins. Para ir ganando dinero, se puso a dibujar historias cortas de manga que movió por diversas editoriales, hasta que Shueisha se fijó en él. Publicó unas cuantas historias cortas en la revista Shōnen Jump, las cuales se han recopilado en el tomo Grafitty de 1989, hasta que en Octubre de 1984 empieza a publicar en la misma revista Kimagure Orange Road, su mayor éxito hasta la fecha. Otros trabajos suyos son Sesame Street, Black Moon y EE.

    Yo es que en esto de los mangas no estoy del todo puesto. Vaya, pues en dibujo y hasta en mala leche se parecen en las obras. Y perdon por el error.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.