Un tebeo con otro nombre Returns III (I)

Ey, ey, ey, ya estamos aquí de vuelta. Sí, hay que usar el plural porque uno no vuelve si sus lectores no están ahí y espero que la mayoría esteis … Bueno, han sido unas vacaciones largas y poco provechosas en las que ojala hubiera tenido un acceso más sencillo a un ordenador porque han pasado cosas tremendas de esas de las que nos gusta chismorrear por aquí. Pero eso sera tema para dentro de unos días, ya que lo primero es volver de la semana ultimate de una vez por todas y explicar que ocurrió durante esos días.

spidermanbruguera.jpgTres años de Ultimate Utcon, como pasa el tiempo, ¿eh? El problema que tenía para este año es que quería cambiar un poco el registro de años anteriores y hacer algo un poco diferente. Ya sabéis, es como esas veces que no tienes ni idea de que quieres hacer o como hacerlo, pero te pica un gusanillo y tienes en mente hacer algo como… algo. La idea es dejar pasar el máximo tiempo posible y ver como las fechas se te echan encima y entonces toda la creatividad aflora… o más bien esperar a que alguien te inspire magicamente. En este caso, un lector anonimo de esta web me recordo cierto tebeo de la Marvel llamado Whah Huh y del que ya hable hace casi dos años. En ese tebeo, entre otras múltiples genialidades, había unas páginas que reproducían unos foros de internet como si hubieran existido hace muchos años con frases del tipo:

«¿Matt Murdock es de repente un ninja? ¿Os estáis quedando con nosotros? Que vuelva Gene Colan de una vez y no dejéis que esa gente que no ha leído un tebeo en su vida los escriba» o «Acabo de leer el último numero de Watchmen. ¡Es una autentica mierda! Si quisiera leer un tebeo de piratas me hubiera comprado un maldito tebeo de piratas. ¡Dejad de alargar artificialmente la historia y contar algo de una vez!»

Y ey, ¡eso es justo lo que yo quería hacer! Pero claro, adaptado a la temática blog y con más gente implicada ya que no tiene mucha gracia si lo hacía yo solo. Así que a través de medios oscuros y secretos, entre en contacto con algunos blogueros y poco a poco empezamos a organizar el tema, es decir, yo les proponía un tema y luego ellos hacían lo que les daba la gana… ¡malditos, todos lo hicieron mejor que yo!. Siento mucho que algunos de los que hayan querido participar se hayan quedado fuera. No pensé que iba a haber tanto blog “currando” en pleno agosto (¿no os vais de vacaciones o que, viciosos?) y la coordinación de todo el evento fue algo enrevesada (ahora respeto un poco más a Marvel y DC por montar esos megacrossovers… pero no mucho). Pero bueno, los que pudieron participar lo hicieron genial y la cosa al final resulto bastante divertida.

Mi idea base, una vez decidido como iba a ser todo era tratar los temas que habitualmente se tratan en este blog, es decir, rumores editoriales, formatos de los tebeos, criticas a tebeos recién publicados, etc. pero con la perspectiva de hace unos años, claro esta. Tengo que reconocer que en algunos momentos la cosa esta un poco forzada, ya os diré donde, pero mi intención principal era dar a entender que todos metemos la pata de vez en cuando y no hay que creerse todo lo que uno lee. ¿Cuántos la hubiéramos cagado con temas que hoy son considerados casi como verdades universales? Pues supongo que muchos. Y aquí estamos, tan panchos, suerte que no hubiera internet en aquellos entonces, ¿eh?

El primer tema tratado fue la desaparición de Bruguera o la perdida de los derechos de los superheroes, como os guste más verlo, en paralelismo con lo que ocurrió cuando Planeta perdió los derechos de Marvel. No sé cuantos de vosotros habréis vivido esa época, pero fue una de esas cosas inauditas, increibles, que eran inimaginables que ocurrieran. ¿La todopodera Bruguera había mordido el polvo? Jamás de los jamases. Pero ocurrió y yo, como supongo que muchos más, me quede de piedra. O mejor aún, poner una musica típica de los 80 de fondo (terror en el supermercado de Alaska y Dinarama, por ejemplo) y una voz en off diciendo “fue la primera vez que perdi la inocencia. Desde entonces, nada en mi vida seria igual”.

Para abrir el fuego lo más indicado fue contar con la Cárcel de Papel como difundidor del rumor y emulo de Casandra. ¿Cuántas voces se habrían alzando contra Pons si hubiera dado tal noticia? ¿Cuántos le habrían puesto de vuelta y media por sus irresponsables palabras? El post que se curró Pons es buenísimo, pero lo más divertido para mi ha venido de uno de los comentarios, concretamente este. Da la impresión que si a Álvaro le pica una oreja algunos piensan que media industria se tambalea. Lo siento, pero no, no es un globo sonda ni nada parecido, simplemente un juego para pasar el rato (o eso o Pons es un genio del mal, lo que sea más factible).

Con el tema Bruguera también colaboró Bajo La Mascara con una reseña del último Spiderman que publicó la editorial. La verdad es que una muestra perfecta de todos los males que cometía Bruguera empezando por la portada… ¡no coincidía con el contenido del tebeo! Y pensar que leíamos eso de niños y eramos tan felices. Bendita inocencia.

Por último el Zumo de Zigurat hizo una estupenda descripción de lo que era comprar esos tebeos y la incertidumbre que rodeaba el no encontrarlos hace meses en los quioscos. Imaginaros lo que era entonces, sin internet, sin revistas, sin nada de nada. Meses y meses sin saber que pasaba con los malditos tebeos hasta que de repente un día apareció Forum de la nada. Pero eso es ya otra historia.

El segundo tema tratado en la semana fue Watchmen. La idea que yo tenía en mente era, vale, es una obra maestra reconocida por una amplia mayoría, pero, ¿lo era cuando salio? Es decir, cuanta gente se atrevería a decir una barbaridad del tipo “esta es la obra maestra que sera recordada durante décadas como uno de los mejores tebeos de la historia” Pues muy pocos, ¿no? No dudo que haya gente que desde el principio dijera que ese tebeo era muy bueno y que era una gozada leerlo, pero si entonces hubiéramos tenido los teclados a nuestro alcance alguna hostia bien dada le habría caído. Es más, no voy a decir quién es, pero alguno de los que han colaborado con esta propuesta me reconoció que se le hacía muy pesado volver a leer el tebeo y que no le parecía nada del otro mundo.

Lo dicho, en la Librería hacen una perfecta descripción de como deberían muchos sentirse por entonces. Esa sensación de “sí, me esta gustando, pero no sé a donde narices va esto, ni porque cuando parece que va de una cosa y va a haber mucha acción, todo se detiene para contar la vida de unos de los protagonistas”. ¿Y cuántos habrían criticado ese 3×3 de las viñetas? Supongo que más de uno, no en vano, Gibbons es un gran artesano, pero le falta esa explosividad que tienen muchos dibujantes que los convierten en nuestros favoritos.

Al Tete también le pareció raro este tebeo y en e que aquellos tiempos donde los superheróes eran los reyes (¡Crisis! ¡El Superman de Byrne! ¡El Batman de Miller!) aquello era un poco anticlimatico. Pero mira quien terminó llevándose el gato al agua…

En Via News Vic se curró un gran post en el que también muestra cierto escepticismo ante la obra. Tengo la impresión que es como nos hubiéramos mostrado muchos por entonces y que seguramente habría habido muchos discusiones en torno al tema. Ya me imagino el debate: “Eres un gafapasta de pega que te gustan los superheroes”.

Por último, para el post de Zona Negativa, Toni Boix me mostro ciertas reticencias a la hora de comentar la obra por el respeto que la tiene. A mi también me da bastante miedo hacer un post completamente en “serio” sobre este tebeo ya que te parezca bueno o malo, tiene una cantidad de lecturas inimaginables. Siempre te vas a dejar algo o vas a rascar demasiado poco en la superficie con este tema.

Sin embargo el post de Toni traia dos sorpresas. La primera es un anuncio de Zinco con lo que iban a sacar en el año 87 y madre mía, rompían la pana. Es un poker de ases en toda regla y uno no entiende como una editorial que llego a tener esos triunfos en la mano acabara desapareciendo. Y la otra es un correo de las revistas de Toutain en el que ponen de vuelta a media a los superheroes y los declaran personajes non-gratos para sus revistas. Ese correo hoy en día puede parecer una tontería, pero entonces era la tónica habitual en los medios de la época y se llego a algunas polémicas muy agrias en la que los superheroes eran arrastrados por el fango a la más mínima ocasión. Como dice uno de los comentarios, el tiempo ha acabado poniendo a todo el mundo en su sitio, pero eso es ya otra historia…

Mañana seguimos, que se esta haciendo esto muy largo.

21 opiniones en “Un tebeo con otro nombre Returns III (I)”

  1. Bienvenido Pedro, se te echaba en falta. Nuestra blogosfera no es lo mismo sin blogs como UTCON. La cosa está un poco sosilla ahora, estoy convencido de que con tu vuelta añadirás algo de sal.

    Con respecto a Watchmen he de decir que cuando se publicó allá por los 80 me impresionó, y fui consciente de que leía una obra revolucionaria. Gracias a este cómic me volví a reenganchar a los cómics después de estar muchos años alejado de ellos. He de confesar que no lo he vuelto a releer desde entonces porque tengo miedo a que no me guste tanto o que me defraude.

  2. Bienvenido Pedro, como dice tebeonauta, se te echaba de menos (y las polémicas que suscitas «involuntariamente» :p).

    En cuanto al tema del post, tengo que reconocer que me divierto mucho con los Ultimate UTCON, ya sea porque traen «curiosos» recuerdos o porque me harto de reir.

    Ahora, eso sí, yo soy de los raros que entonces no disfrutó especialmente de Watchmen (sí, buen tebeo, pero para mi no es tal obra maestra, incluso se me hace pesada) y ahora sigo pensando lo mismo.

  3. Pues yo me lo lei por primera vez casi una decada despues de su aparicion, ya sabia, porque me lo dijeron, que era bueno pero no me lo esperaba tan bueno. Lo he leido otra vez hace un tiempo y todavia me parecio un mejor, al darme cuenta de detalles que me habian pasado desapercibidos al no conocer la obra por completo.

    A mi me parece El Comic de Superheroes, aunque quizas ese puesto no sea tanto merito suyo, como demerito de los demas.

  4. Pues bienvenido de nuevo y esperamos que hayas tenido unas buenas vacaciones, ya sabes, comprando JLA/Vengadores… ejem, nah, por decir algo

    Por otro lado me ha llamado la atención, aunque parezca una tontería, una frase en la parte de ZN «Siempre te vas a dejar algo o vas a rascar demasiado poco en la superficie con este tema» que, en mi opinión, creo que es lo mejor muchas veces. Y me explico, no quiero que se me malinterprete o haya malos rollos (que a la mínima…). Lo que digo es que creo que hay formas y… formas de leer un comic, con lo que hay personas que saben «leerlo» mejor que otras. En mi caso me considero de los que «estan aprendiendo a leer comics» en el sentido de que hay cosas que no se ve, o relacionar, o «rascar». Así que es un arma de doble filo, ya que a veces aprendes leyendo blogs como el tuyo sobre cómo debe leerse un comic pero a veces cuando el análisis es tan profundo podemos caer en el error de ver ese cómic (no me refiero a si es bueno o malo) a posteriori desde un punto de vista «inculcado». Vamos, que lo mejor es leerlo antes XDDD.

  5. Bienvenido de vuelta, te echamos de menos!

    Es curioso porque me encanta leerte y sin embargo a menudo discrepo de tus opiniones. Vamos, que eres un estímulo en el mejor sentido de la palabra.

    Como dicen los Apollo 4 40;

    Let’s go back to the Rock!

    Gracias!

  6. ¡Ya era hora tardoso! y encima metes un post largo para disimular…

    Se te perdona por que eres tu que si no…

    Por cierto lo que es raro es visitar retretes en gasolineras,no alcala de henares

  7. Pues eso, que bienvenido de vuelta. Tienes más vacaciones que un maestro, o al menos así de largas se me han hecho a mi 🙂 A ver si este año, que vuelvo a tener internete en casa, puedo participar más activamente en todas esas polémicas involuntarias que se montan por aquí…

  8. Bienvenido,

    llevaba un cierto tiempo visitando tu blog y no me había animado a escribir, pero hoy no he podido evitarlo: has reproducido en el post la portada del primer comic que compré. Aún lo conservo y recuerdo la rabia que me daba ver la portada y no encontrar en el interior lo que anunciaba. Desde entonces no he parado de comprar comics de todo tipo (superheroes, europeo, independiente, etc) y es curioso pero áún no he leído Watchmen. Cuando salió en su época no me llamó la atención, y cada vez que ha salido una nueva edición me he prometido a mi mismo que la compraría pero no lo he hecho.

    Esta vez me he comprometido a comprar la edición Absolute antes de final de año ¿o me recomendáis alguna otra edición?

  9. Hector:

    Yo, personalmente, te recomendaría la de NORMA, que es la que tengo, bastante más barata que la Absolute y prácticamente igual de buena.

    Si quieres gastarte más (mucho más) y tener bocetos y extras, pues tira para la Absolute.

    Además, te sirve para hacer pesas.

  10. Espero que hayas recuperado fuerzas y vengas con las pilas cargadas. Ya te echaba de menos con las últimas polémicas que ha habido con lo del PV de Caldas y el «Watchmen» en catalán. Te has tenido que estar subiendo por las paredes…

    Bienvenido.

  11. Yo tengo la edicion de Zinco y la conservo como un tesoro,yo me iva a comprar el absolute,pero entre que me parece que para decorar encontrando una estanteria de su «altura» queda muy bien y que cuando me compre el de Crisis me dio por ojearlo y tenia la mitad de las hojas en blanco de momento lo he dejado pasar por que tengo mucha lectura atrasada y de momento no lo pensaba leer.

  12. Un hecho raro: en cualquier tugurio donde vendan tebeos usados sobre montoneras desorganizadas de grapas superheroicas es fácil encontrar cualquier número del Watchmen del 1 al 8, pero ninguno posterior.

  13. Creo que el 10 estaba superagotado (debió tener una tirada más limitada, quizás). El resto se encontraban con bastante facilidad. Ese tipo de cosas suelen pasar, Ismael. Si buscas el «Miracleman» de Moore resulta imposible encontrar en ningún lado el último número.

  14. Fue una experiencia genial, y eso que la leí a posteriori, que estaba de vacaciones. Los comentarios de los posts fueron lo mejor, entre los que entraban al trapo y hablaban como si estuvieran en los ’80, y los que no se enteraban de qué iba esto y alucinaban.

  15. Yo tengo los de Zinco, y más adelante conseguí los tres tomos de Glénat.

    Lo cierto es que cuando Bruguera dejó de sacar tebeos de superhéroes no me fijé, yo iba por esa época con mi padre al mercado de San Antonio los Domingos y pillaba lo que me hacía gracia sin seguir religiosamente cada serie

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.