Expocomic 2014

Expocomic ha sido otro año  lo mismo de siempre. Quien ya ha estado en anteriores ediciones ya sabe como va más o menos la cosa y poco hay que contarle. Al que aún no lo ha pisado pues creo que se lo puede imaginar: unos cuantos puestos de comics, otros tantos de merchadising variados (en especial camisetas), unas exposiciones bastantes bonitas y unos cuantos actos y presentaciones de todo tipo para ir pasando el rato. Lo que es un salón estándar de toda la vida.

expocomic2014

Este es el primer año en que el Expocomic no se ha celebrado en jueves y ha batido récord de asistentes. ¿Causa y efecto? No, la verdad es que no creo. Seguramente se hubiera batido igual con jueves o sin él ya que la asistencia de ese día siempre ha sido marginal. Al final supongo que todos habrán visto bien el ahorro de costes que supone alquilar el stand un día menos. Ya hablamos de esto en el último post y no voy a incidir más en el tema, solo decir que el año que viene tampoco habrá jueves y no creo que nadie lo eche de menos.

En cuanto al salón pues ha estado como siempre, en líneas generales bien y en momentos puntuales muy bien. Con algún que otro fallito, pero, como ya nos tienen acostumbrados, los menos, que la organización ya esta muy rodada en este tipo de eventos. A mi lo que me ha agradado de verdad, aunque eso suponga darme de lado, es que el salón se intenta abrir cada vez más a todo tipo de público. He visto jóvenes y viejos, niños y grandes, pequeñas y mayores, y todos parecían estar pasando un rato al menos agradable. Quien se quiere disfrazar se disfraza, quien solo quiere ir a comprar, compra, y quien quiere ver un poco la fauna del lugar pues también lo disfruta. Lo que cada vez se ve menos son esos comiqueros sesudos que auguran el fin del mundillo el año que viene. Con alguno me tope que me vaticino que el salón estaba abocado a la desaparición. Si no fuera porque me lo proclamo con gran solemnidad pensaría que era el típico chiste entre comiqueros que solo saber vivir rodeados de desgracias ajenas.

Una de las aspiraciones de este salón, o al menos lo que teníamos en mente los que acudíamos a él, es que fuera el segundo más importante de España, intentado mirar cara a cara al de Barcelona. Este año me ha vuelto a reafirmar que esos tiempos han quedado ya muy lejos y ahora mismo ni sabría ubicar en que posición se encuentra este salón. No porque sea mejor o peor que el resto de eventos que se celebran sino porque hay tantos que me resulta imposible en pensar en algún tipo de clasificación. Es más, ¿tendría algún tipo de sentido? Los eventos centrados en el cómic se han convertido el algo totalmente habitual en nuestra piel de toro y son muy pocos los fines de semanas donde no se celebra algo aquí o allí. Los salones se han convertido en una especie de circo que van visitando cada semana una población diferente y donde los lugareños del lugar acuden encantados a ver tanto a las fieras como a los payasos. Porque el cómic tiene que moverse en esos extremos, en gente muy seria que analiza hasta la extenuación la más insignificante viñeta, hasta jovencitos despreocupados que solo quieren pasar un buen rato simulando un duelo a espadas. Madrid y Barcelona son las pistas más grandes, pero hay decenas más pequeñitas en multitud de ciudades y todas tienen sus cositas maravillosas.

No quería terminar esta pequeña crónica del salón sin olvidarme de las dos exposiciones que me han hecho los ojos chiribitas. La de Mujeres de tinta que me ha parecido excelente y me ha permitido conocer algún gran talento del que no tenía noticia. Y la de Flash Gordon, donde una gran cantidad de autores de todo tipo plasmaba su particular visión del personaje y que me ha parecido una de las mejores que he visto en todos estos años. Había autenticas obras maestras en esa exposición y he echado mucho de menos que no se vendiera algún tipo de catalogo con todas las obras para habérmelo podido llevar a casa. Suspiro.

Un año Expocomic ha sido ese viejo amigo que esta esperándote con los brazos abiertos a recibirte. Con mucho frío y con unas pocas de lluvias, pero siempre con un cálido ambiente. Otra edición más. Otro buen rato entre amigos.

Expocomic 2014, los jueves al sol

Allá vamos otra vez. Otro años más y van… no quiero saberlo porque cuando esto empezó yo eran joven… más joven. aún quiero decir. Que fue hace mucho, muchísimo, tanto como el siglo pasado.

expocomic2014 Gracias a que en adlo me roban los post que escribí por aquí hace diez años  he descubierto que ya en 2004 me planteaba la desaparición de los jueves como día de salón. Aquel mensaje caló tan hondo que solo han tardado todo este tiempo en hacer algo al respecto y en esta edición el Jueves ha pasado a mejor vida… esto, el jueves en minúscula, ha sido un lapso producido de leer la revista todas las semanas.

A mi como visitante del Expocomic la verdad es que este asunto no me afectaba casi nada. Simplemente deje de ir ese día. Por un lado me suponía pedir dos días de vacaciones en el trabajo (ya que pides el jueves, aprovechas y haces lo mismo con el viernes) y por otro tenía la sensación de que perdía algo de mi tiempo. No me entendáis mal, ese día estaba muy bien para hacer compras, visitar tranquilamente las exposiciones y sobre todo para socializar con gente que más tarde no va a poder dedicarte ni un segunda de su tiempo. Pero dedicar todo un día para sacar dos o tres horas de autentico provecho no me dejaba del todo satisfecho. Así que simplemente viernes por la tarde y luego como se presente el fin de semana. Que a veces apetece estar por allí un buen rato y otras, sobre todo con el frío, es preferible quedarse en casa bajo una buena manta.

La semana pasada estuve hablando de este tema con el señor que vende este fanzine y la verdad es que tenía una opinión radicalmente diferente a la mía. Aunque para él era un día de bajas ventas, sí que lo aprovechaba bastante debido a que era el único día que se podía mover del stand y así establecer las necesarias redes de contactos cuando estas intentado vender tu producto. Pero en lo que más me hizo hincapié es que la perdida de ese día le hacía perder categoría. No por el jueves en sí, sino porque pasaba de tener 4 a 3 días y eso lo convertía en una suerte de jornadas comiqueras. Que ya no le apetecía tanto como otros años, aunque va a seguir estando ahí con su stand, dando la brasa a todo el mundo para que se compre esa cosa que hace una vez cada cuatro años.

Es todo según del color del cristal con que se mire, no llueve a gusto de todos, etc, etc,. Pero para mi el jueves siempre ha sido el niño feo de todos los días del salón y no lo voy a echar de menos. De todas maneras, hoy es viernes así que el jueves es asunto del pasado. En concreto de un pasado muy pasado. Vamos a ver que tal se da este Expocomic aunque no creo que nadie espere grandes novedades. Ya somos todos viejos lobos.

La muerte de Lobezno

Spoilers en el título no por dios… que no, que no estoy espoileando nada, es que el tebeo se llama así. Y no os imagináis de que trata la historia, es imposible que se os ocurra. En la muerte de Lobezno resulta que… ¡muere Lobezno!

deathofwolverinePues efectivamente, eso es, ni más ni menos. Lo que se menciona en el título ocurre en la última viñeta de esta miniserie de 4 números. Lobezno muere y siento el spoiler pero es que… es que… ¡lo ponía en el título! ¿Os imagináis que luego en el tebeo no muere nadie? Eso sí que sería una autentica sorpresa.
La historia en sí no tiene nada de especial. Lobezno ha perdido su factor curativo (otra vez) y todos sus enemigos de siempre acuden uno detrás de otro a pegarse de tollinas con nuestro héroe. Lo del factor curativo como que da un poco igual, porque Lobezno sigue tan burro como siempre y recibe todos los golpes, cuchilladas o explosiones que hace falta. Él antepone sus sagradas partes genitales a lo que haga falta y sigue adelante pase lo que pase. De esta forma vemos desfilar por la miniserie a todos los habituales de las series de los personajes matando cualquier capacidad de sorpresa. Es una sucesión de peleas poco interesantes que desemboca en Lobezno acudiendo a cierta sitio para sacrificarse por el bien de los demás. Muere sin demasiada épica y a otra cosa mariposa. Y mira que Charles Soule es un buen guionista, pero para esto mejor que se hubiera quedado en casa.

La historia no acaba ahí, claro. Al mes siguiente tenemos varias colecciones con títulos tan variopintos como Vida después de Logan, El Legado de Logan, El Programa Arma X o Lobeznos. Un vistazo al Previews del mes siguiente o del siguiente nos revela más de 30 referencias a Lobezno entre recopilatorios y no-apariciones en nuevas series. Es más fácil comprar material relacionado con el personaje ahora que esta muerto que cuando estaba vivo. Es como si realmente no hubiera muerto… ¿verdad?

Nadie se cree la muerte de un personaje tan importante como este y todos sabemos que más temprano que tarde volverá a ocupar su lugar en el mundo de los vivos. Ya estamos todos curtidos en batallitas de estas para saber que la única finalidad de este tipo de historias es sacarnos los cuartos y nada más. Tan pronto se publica tan pronto se inicia la vuelta atrás para la vuelta del personaje. Pues si eso lo sabemos todos, pero todos, todos… ¿por qué se vende tanto?

DEATH OF WOLVERINE #1 261.975 ejemplares
DEATH OF WOLVERINE #2 129.999 ejemplares
DEATH OF WOLVERINE #3 141.567 ejemplares
DEATH OF WOLVERINE #4 165.582 ejemplares

Para mi lo más increíble es que se venda tanto del primer número de una miniserie de 4 sabiendo que muy posiblemente en ese número no pase absolutamente nada. ¿Alguien se imagina que dentro de diez o veinte años alguien intente vender el primer número de una miniserie anunciando la muerte de un personaje y que eso no pase en el tebeo? No tiene ningún sentido, pero ahí están las cifras. Fijaros en que el 2 y el 3 solo se compran los fanáticos. El 4 ya vuelve a tener cierto repunte porque al menos ese si tiene cierto valor sentimental. No demasiado, seguramente en seis meses valga lo mismo que un rollo de papel higiénico, pero ey, al menos comprarte el último número tiene más sentido que comprarte solo el primero.

Que Marvel intente vendernos esta moto una y otra vez no es ninguna novedad. Pero que la gente se las siga comprando es lo totalmente incomprensible, ¿Es qué no aprenderemos nunca?

1 millón de cómics de Star Wars

El primer número de la nueva serie de Star Wars publicada por Marvel ha alcanzando el millón de ejemplares vendidos… a las librerías.  Es posible que más de uno de los que estéis leyendo estas líneas no hubiera nacido la última vez que un cómic de la editorial alcanzó una cifra de ventas tan alta. Es casi irreal, como si hubiera algún tipo de truco.

starwarsmarvel1Star Wars 1, a secas, guionizado por Jason Aaron y dibujado por John Cassaday se convertirá el próximo mes de enero en el cómic americano más vendido del siglo XXI. Y eso sin que absolutamente nadie se lo haya comprado ya que esta cifra de venta se refiere al número de ejemplares distribuidos a las librerías., no vendidos a los lectores. Lo que pasa es que Marvel ya no distribuye a quioscos, únicamente a puntos de ventas especializados (librerías. en su mayor parte) y estos cómics no se puede pueden devolver. Así que efectivamente, Marvel ha colocado un millón de ejemplares, lo que haga cada librero con cada uno de ellos no es su problema. Puede que se vendan o puede que se pudran durante años en cajas al fondo de la tienda, eso hasta dentro de unos cuantos añitos no lo sabremos.

No hace mucho hablábamos de las extraordinarias cifras de ventas de los primeros números de Mapache Cohete y Amazing Spiderman. En medio me deje las del número 132 de Walking Dead. 326.000 ejemplares, una cifra extraordinaria, pero que tiene su pequeño truco. Gran parte de la culpa del éxito del Mapache y de los zombies se la deben a Loot Crate, una empresa que se dedica a enviar todos los meses una caja llena de artículos “freakies” a todos sus suscriptores. Últimamente este tipo de servicios están proliferando como las setas y se basan en conseguir grandes descuentos debido a sus grandes volúmenes de pedido. Más de 100.000 ejemplares de cada número fueron enviados en estas cajas lo que convierte a esta empresa en una de las principales compradoras de cómics de todo el mercado. Evidentemente son subidones de ventas puntuales ya que la gracia de este tipo de envíos es que cada mes sean completamente diferentes. Lo que pasa es que con uno solo de esos pedidos pueden convertir cualquier colección por mediocre que sea en un absoluto éxito de ventas.

Por el momento no sabemos si esta empresa tiene algo que ver con el millón de ejemplares de Star Wars. Realmente no sabemos las causas, puede que Marvel haya ofrecido algo especial a los libreros o puede que la Disney se dedique a plantarlos en todas sus tiendas del país. Ahora mismo hay una pequeña minifiebre debido al estreno del trailer de la nueva trilogía, pero no sé yo si eso basta para mover tantos ejemplares. Si con solo un trailer han llegado al millón de ejemplares, no quiero imaginarme lo que pasara cuando se estrenen las películas. Aunque Dark Horse nunca logro unas cifras de ventas ni remotamente parecidas, quizá la segunda trilogía no fue de gran ayuda a la hora de vender más tebeos.

¿Estamos ante la vuelta de los especuladores? Debido a la gran cantidad de películas basadas en cómics que están triunfando en la taquilla. estos se han convertido otra vez en un producto apetecible que adquirir… pero solo en sus números 1. No sé nota una gran variación de ventas en las ventas mensuales de cada serie, pero sí se están haciendo más frecuentes estos pelotazos de ventas. En principio no tienen nada malo, vender más tebeos siempre esta bien, el problema es que las editoriales se suelen volver imbéciles con este tipo de cosas y se apuntan a un bombardeo. Todavía no parece haber un gran movimiento especulador, pero estas cosas van de 0 a 100 en muy poco tiempo, así que veremos si esto sigue su ritmo o nos encontramos de repente con una nueva fiebre del oro.

Eso sí, recordad que de eso millón de ejemplares, no se ha vendido aún un solo ejemplar. El lector como siempre, es el último mono de la industria.

La atemporalidad de Gotham

La serie de televisión de Gotham, recién estrenada en los USA, tiene un extraño problema que cada vez más a menudo se va reproduciendo en los cómics de hoy en día: ¿en qué maldita época temporal se ubica la serie?

gothamposterGotham empieza, como cualquier serie donde Batman tenga el más mínimo protagonismo, con la muerte de sus padres. No sé cuántas veces habréis visto a los progenitores de Bruce ser asesinados, porque es una escena que se repite cada dos por tres en cualquier media, sean cómics, televisión o cine. Debido a que sabemos cual es la película que la familia Wayne estaba viendo ese día, La Marca del Zorro, podemos poner una fecha más o menos exacta de cuando ocurrió el suceso: sobre 1920. Esta fecha concuerda perfectamente con la publicación del primer cómic de Batman en 1939 ya que le da tiempo a Bruce a crecer (rondaría los 30 años) , viajar por el mundo, entrenarse, etc, etc. Y sobre todo da tiempo a Bob Kane a tomar “prestados” algunos detallitos de la película para su personaje. Debido a que existe un remake de 1940, existe cierta discusión sobre si estaban viendo esta versión o la anterior. Os lo creáis o no, es una discusión que puede llevar horas, pero para el propósito de lo que quiero expresar aquí me da igual que sea 1920 o 1940, si queréis nos quedamos con la primera mitad del siglo XX, antes de la segunda guerra mundial.

Así que en teoría la serie debería trascurrir sobre aquellos años, década abajo, década arriba. El problema es que eso no es así, pero tampoco nos queda claro en que momento de la historia se sitúa la serie. Si nos fijamos en la ropa y en la tecnología que aparece es posible que se sitúe en unos años 80 menos coloridos de los que estamos acostumbrados. Solo tenemos claro que estamos en una era donde ni internet ni los teléfonos móviles existían, así que al menos podemos decir que no hemos llegado a los 90. Esto es conveniente para todos. Retratar los años 20 fielmente supondría un coste que ni de broma una serie de este tipo se puede permitir. Además, para mucha gente que ha nacido con el teléfono móvil presidiendo sus vidas, el pasado tiene pinta más o menos de ser esto, así que supongo que con eso les valdrá.

Ubicar la serie en los años 80 resuelve el problema de la edad actual de Batman. Si en los 80 Batman rondaba los diez años, hoy ronda los 40, porque sino hoy tendría más de 100 años y eso no tiene sentido, ¿verdad? Pues este es el problema que cada vez más habitualmente nos encontramos en los cómics que leemos: los personajes no envejecen. En toda caso maduran un poco, Spiderman empieza como adolescente, pasado un tiempo llega a la edad adulta y ahí se estanca por los siglos de los siglos. Evidentemente en una industria como la del cómic cuesta mucho envejecer o jubilar a tus personajes porque son tus gallinas de los huevos de oro. De vez en cuando se hace algún que otro amago y Peter Parker deja paso a Ben Reilly, El Capitán América al Halcón o Thor a una mujer. Pero tarde o temprano se vuelve al status quo de siempre, al que el lector esta acostumbrado. Eso hace que cada vez se nos haga más cuesta arriba pensar en que guerra peleó el Capitán América porque la distancia entre fechas cada vez se hace mayor. No por él, que tiene el suero que hace que no envejezca, sino por todos los que pelearon a su lado, que unos cuantos de ellos aún sigue vivos y con unos 90 años que aparentan ser 40.
(aunque en la saga actual Steve Rogers es un viejete todos sabemos que eso no durara mucho).

allenmontoya Volvamos a Gotham, años 80, vale. Bruce sale de niño, Jim Gordon empieza su carrera como detective, Catwoman es una adolescente ladrona y el Pingüino hace sus pinitos como sicario en la Mafia. Todos más o menos ubicados en la misma franja temporal, así que más o menos es creíble (teniendo en cuenta que hablamos de ficción). El problema es cuando aparecen Rene Montoya y Crispus Allen, ese es el momento que me saca de la serie. Esta claro que a la hora de buscar secundarios, encontrar policías de Gotham compañeros de Gordon es una tarea imposible. Harvey Bullock y para de contar. Así que han tenido que rascar y se han sacado de la manga a los protagonistas de Gotham Central. Montoya es cosecha del 92 y Allen del 2000. Así que Gotham les pille muy pero que muy lejos. En una pirueta final han convertido a Montoya en una ex-amante de la futura señora de Gordon, vamos, que podría ser su nieta o su bisnieta.
Por eso cada vez que aparecen estos dos personaje se me funden las neuronas y mentalmente me monto mi propia película: son viajeros temporales. No, no me he vuelto loco, es que claramente son dos personajes fuera de época. Son los únicos policías que no son corruptos, parecen saber más que nadie de los criminales e incluso visten diferente. No pintan nada ahí, no tienen sentido, son una autentica anomalía… ¡vienen del futuro! Y esta última afirmación es cierta desde el punto de vista creativo y por todo lo que hemos contado. Han sido insertados en la continuidad a posteriori, han sido retrocontinuados.

Y esto es lo que pasa cuando en vez de ponerte a ver una serie y pasar de todo, te pones a estudiar de donde salieron los personajes, no lo intentéis en vuestras casas.

Multiversity

¿Otra serie más de DC sobre los universos paralelos? ¿Otra serie escrita por Morrison? Venga DC vete a cagar a la vía… Un momento, ¿y si por una vez han dado con la tecla? ¿Y si después de tantos intento por fin saben como hacer las cosas?

multiversity1Antes de nada y para dejar las cosas claras, a mi Morrison me parece el escritor más irregular que ha existido jamás. Tiene ideas brutales,de autentico genio, de esas de quitarse el sombrero y quedarse maravillado durante años. El problema es que las alterna con demasiada frecuencia con idas de olla espectaculares, con historias que no se entienden en absoluto y cuya lectura es una autentica tortura. Conozco a unos cuantas personas que prácticamente tienen un templo dedicado a Morrison en su casa que, cuando se encuentran con uno de estos engendros te los intentan justificar de cualquier manera. Que si no lo entiendes es tu problema y no del autor, que si la historia necesita un esfuerzo extra por parte del lector, que si la narrativa es demasiado rompedora para entenderla… Pues no, mira, si no se entiende, no se entiende por mucho que ponga de mi parte para intentar entenderlo. En demasiadas ocasiones Morrison se pasa de rosca con lo que intenta contar y le salen unos tebeos malos no, malísimos. Lo que pasa es que cuando es bueno, es muy bueno, el mejor de todos, por eso y solo por eso todos sus trabajos merecen una oportunidad. Eso sí, si tras 24 páginas no has entendido una mierda, es culpa suya, no del lector. Dicho todo esto…

Multiversity es uno de los tebeos más entretenidos e interesantes que ha publicado DC en muchísimos años.

Desde que Didio se hizo con los mandos de DC, la editorial no hace más que publicar unas crisis tan otras. Como si fuera una especie de trauma de infancia (Didio tenía 26 años cuando se publicaron las Crisis originales en el 85), el editor juega con los multiuniversos de una manera obscena y enfermiza. Ahora existen, ahora no, ahora vuelven, ahora me los cargo. 52, ¿52? ¡52!
Ninguna de las Crisis publicadas le he llegado a la suela de los talones a las del 85, ni siquiera las Final Crisis de Morrison, que ni eran unas Crisis ni tenían demasiado sentido (aún sigo sin entender nada del último número de la serie, ¡nada de nada!). Multiversity es la primera serie en los casi 40 años trascurridos que por fin sabe y huele como aquellas Crisis.

Por supuesto, Multiversity va sobre universos paralelos y una gran amenaza que se cierne sobre todos ellos. Y aparecen los monitores, bueno, solo uno de ellos, y los personajes de los diferentes mundos interactúan para parar la amenaza… pero de una manera muy curiosa y particular… ¡a través de los cómics! Morrison explota la idea de que la realidad de un universo son las historias aparecidas en los cómics de otros. Y a través de esas historias, viñetas dentro de las viñetas, los personajes van enterándose que algo extraño y muy peligroso esta acechando sus vidas. Es ese metalenguaje que tanto le gusta a Morrison, pero completamente integrado dentro de la historia y con todo el sentido del mundo. El cómic le habla directamente al lector y a sus personajes y a los del otro universo e incluso a los autores. El cómic habla con todos, se podría decir que tiene vida propia.
Y por supuesto, al igual que con el tebeo de Wolfman y Perez las relecturas son todo un placer donde descubres cosas que se te habían pasado por alto. Ahora mismo tengo ganas de coger otra vez el primer número y pegarle un serio repaso.

Multiversity es el mejor tebeo que se esta publicando en la actualidad y que me tiene más expectante mes tras mes ante la aparición de una nueva entrega. Es la razón por la que leo tebeos y por lo que siempre vale la pena tener esperanza en este loco mundo de superheroes. Es una autentica maravilla.

Eventomanía

El próximo verano Marvel publicara las Secret Wars. No, este no es un post recuerdo, ni retro ni estamos simulando que estamos en los 80. Estamos hablando del próximo verano, de 2015, del siglo XXI, con su internet, sus smartphones y sus coches voladores… bueno, esto último tiene que estar a punto de llegar, ¿no?

No se queda ahí la cosa. Junto con Secret Wars también saldrán Civil War, Age of Ultron vs. Marvel Zombies, Armor Wars, House of M, Planet Hulk y Years of Future Past. Es posible que aún quede por anunciar cinco o seis eventos más al ritmo que van, así que si estáis leyendo este post un segundo después de que yo lo haya escrito es posible que ya se haya quedado obsoleto.

¿Es una broma ? ¿Algún tipo de chiste muy elaborado? Pues aunque solo se hayan visto las imágenes promocionales parece que no, que va muy en serio. Lo que pasa es que tiene un poco de truco, pero no demasiado. El primero de estos remakes que Marvel anunció fueron las Secret Wars. Hace ya 30 años de la publicación de este tebeo y seguramente más de uno de lo que esta leyendo esto no había nacido aún. Fue un autentico pelotazo en su época y la madre de todos los eventos y megacrossover que iban a venir en años venideros. Las Secret Wars marcaron un un antes y después en el cómic de superheroes americano y todavía estamos sufriendo sus repercusiones. Y si queréis leer algo más de aquello ya escribí sobre este tema hace bastante tiempo.

secretwars2015

Estas nuevas Secret Wars parecen en principio algo diferentes ya que según vemos en el cartel promocional los protagonistas serán las versiones de los superheroes de otros universos alternativos. Tenéis un rato de entretenimiento intentado averiguar quien es cada personaje y de universo procede (aquí las soluciones).
No hay más que lo que vemos en el cartel, así que cualquier especulación sobre el contenido de la saga puede ser acertado o no. Aunque todo indica que esta historia puede venir de lo que esta haciendo Hickman en los Vengadores, más concretamente en los Nuevos Vengadores, cómic que gira en torno a las incursiones que otros universos están realizando en el nuestro y viceversa. La verdad es que aunque la historia tiene su punto, esta alargada hasta la extenuación y tiene pinta de seguir hasta que el número de infinitos universos se le acabe.

Yo que queréis que os diga, todo esto me suena muy DC. No es que la editorial californiana tenga la exclusiva sobre los universos alternativos, pero es a lo que han estado jugando durante la última década. Crisis por aquí, crisis por allá. Su serie semanal, Futures End, trata sobre un futuro alternativo que ocurrirá dentro de cinco años (vamos, que no ocurrirá nunca). Tantos años lleva Marvel diciendo que ellos son diferente para acabar haciendo la misma mierda. Lo peor de todo es que con este tipo de ideas, da igual a la editorial que compres, estas comprando lo mismo.

Eso respecto a Secret Wars, ¿pero y todos los demás eventos? Pues por lo que se puede deduce y porque es materialmente imposible publicar ocho eventos seguidos, serán versiones What If en plan universo alternativo de las historia clásicas. Algo así como en Secret Wars veremos un Iron Man que en ese momento esta inmerso en plena guerra de las armaduras que podremos seguir en su correspondiente serie limitada. Vamos, la misma historia pero recontada para que sea más siglo XXI.
Con esta jugada Marvel logra cubrir todo el espectro de lectores habidos por haber: los coleccionistas compulsivos de evento, los nostálgicos y los especuladores. Ya veras cuando oigas a tu padre decir que en sus tiempos las Secret Wars sí que eran buenas y no esta mierda que publican ahora para jóvenes.

Lo peor de todo esto es que si yo fuera Marvel hubiera hecho exactamente lo mismo que ellos. Un vistazo a las ventas del mes de septiembre nos muestra que el número 1 de la muerta de Lobezno ha vendido más de 300.000 ejemplares. Es decir, un evento que TODOS sabemos que es mentira, que sera revocado en menos de un año y que solo existe para exprimir la gallina de los huevos de oro… ¡ha vendido como nunca! ¿Para qué intentar contar otro tipo de historias más originales que por mucha calidad que tengan van a vender menos? Hagamos eventos una y otra vez, ni siquiera busquemos ideas nuevas, reciclemos las antiguas. Secret Wars 2015, 2017 y las que haga falta. Total, si es lo que funciona. Y esa es la moraleja, esto es lo que funciona.

El superhéroe en la cultura popular: del cómic al cine

Seis expertos del mundo del cómic y del cine de entretenimiento charlarán sobre la revolución de la figura del superhéroe en la cultura popular En el contexto de la Wizard Con, el próximo domingo 13 de julio a las 11h30 en la Sala 2 del Palacio de Congresos Príncipe Felipe del Hotel Auditorium de Madrid, Sara García e Iñigo de Prada, los autores del libro de divulgación El viaje del superhéroe. La historia secreta de Marvel en el cine, organizarán una charla con expertos del mundo del cómic y del cine de entretenimiento sobre el origen del mito del superhéroe y la evolución de la alianza entre cómic y cine.

¿Por qué le cuesta tanto a la editorial DC adaptar otros personajes distintos de los icónicos Batman y Superman? ¿Por qué Marvel como productora cinematográfica no ha seguido el modelo empresarial iniciado con “Blade”? ¿La eclosión del cine de superhéroes como género es una moda pasajera o ha llegado para quedarse? De estos y otros temas, como la tensión entre el cine de autor y el de estudio, las cuentas pendientes de las adaptaciones superheróicas con los personajes femeninos o las adaptaciones de personajes originales de otras editoriales, se debatirá durante hora y media con el público asistente.

Al final de la mesa redonda, se sorteará un ejemplar de “El viaje del superhéroe. La
historia secreta de Marvel en el cine” por cortesía de Dolmen editorial.

Los participantes

Julián M. Clemente

Nació en un lugar al que los tebeos llegaban mal y tarde, lo que le hizo emigrar a Madrid, con la excusa de estudiar y el propósito de recuperar números atrasados. La vocación periodística le duró tanto como tardó en ejercer la profesión, aunque parte del empeño en contar las cosas que pasan pervive en su trayectoria ligada a La Casa de las Ideas, con varios libros y multitud de ensayos publicados. En Panini Comics, ejerce como Editor Marvel, pero se rumorea que es una broma que le gastaron sus colegas y todavía no saben cómo decirle la verdad, del disgusto que se llevaría. Con Víctor Gómez, ha creado la serie de dibujos animados “Hero Kids”, emitida por TVE.

Elisa G. McCausland

Periodista e investigadora madrileña especializada en cultura popular. Prepara su tesis doctoral sobre la representación femenina en el cómic de superhéroes en la Universidad Complutense de Madrid. Ha colaborado en medios como Radio 3, “Rockdelux”, “Quimera”, “Madriz”; en las revistas digitales “Los Noveles” y “Cómic Digital”; en los ensayos colectivos “Vengadores: Poder Absoluto” (Dolmen, 2013), “Radiografías de una explosión” (Modernito Books, 2013) y “Batman desde la periferia” (Alpha Decay, 2013); en la antología poética “Sangrantes” (Origami, 2013), en la compilación de cómic “Enjambre” (Norma, 2014) y en “Todas putas, los cuentos gráficos” (Dibbuks, 2014). Escribe regularmente sobre cultura popular en el periódico Diagonal y la revista “Sara Mago”. Colabora con los fanzines “Rantifuso” y “Malavida”. Aborda cómic y feminismo en el fanzine sonoro “Sangre Fucsia”. Es una de las promotoras de la Asociación de Autoras de Cómic.

Pedro García

Autor durante más de una década del blog “Un Tebeo Con Otro nombre”, dedicado a cualquier tema relacionado con los cómics aunque con especial predilección hacía la gente vestida con mallas. Colaborador semanal en el “Blog de Adlo”, de caracter paródico y cuyo santo patrón es Rob Liefeld y cualquiera que se considere su acólito. Articulista en la revista Dolmen con la columna Los Comics de los 80 han muerto, dedicada a contar lo que pasaba entre las bambalinas del cómic norteamericano de los 80. Actualmente ha mutado hacia tiempos más oscuros y atraviesa la tenebrosa década de los 90.

Noel Ceballos

Periodista, crítico de cine, entusiasta del karaoke. Colabora en medios como “Fotogramas”, “GQ”, “S Moda” o “Metal”. Co-dirigió con John Tones el litllesecretfilm Círculo interno, presentó el programa “El cómplice del mes” para Calle 13 y mantiene el podcast “Los Hermanos Podcast” junto a Hematocrítico. Ha publicado una novela, “La Escuela Nocturna”, para la editorial Memento Mori. Su blog se llama “Emperador de los helados” y lleva en activo desde 2004.

Jesús Usero

Periodista y nacido en Madrid en 1980. Estudió Ciencias Políticas y Producción de Audiovisuales, comenzando a trabajar como crítico de cine en Cadena SER Guadalajara. De allí pasó por la revista “YES Magazine” y, desde hace nueve años, es redactor en “Acción Cine-Vídeo”, donde se ha especializado en televisión. Desde hace un año imparte el curso de cine de “La Caja del Arte”, en Torrejón de Ardoz.

Iñigo de Prada Leal (moderador)

Como buen aficionado al teatro, el cine y los cómics, nunca se olvida del traje de superhéroe bajo su disfraz de abogado, o en su defecto, de llevar un cómic en su portafolios. Ha colaborado en algunas de las principales webs de Marvel en castellano como Universo Marvel y la extinta Marvelmania, y actualmente participa en el blog “TBO en el cine” de Panini Comics y en el podcast “Bajo la máscara”.

¿Qué es la Wizard Con?

Primera convención de comics y videojuegos organizada en España por la empresa KLZ Events. La Wizard Con: Entertainment World Convention quiere ser un evento para todos y todo donde disfrutar del mundo del comic, los videojuegos y las series de televisión, y compartir experiencias con otras personas aficionadas. La Wizard Con va a ser un precedente en versión pequeña a lo que es la Comic Con de San Diego en EE.UU., pero que tendrá su propia personalidad con pinceladas especiales en un evento que nunca antes se ha visto en España. Más información

Necesito tu ayuda, Kent

Hay una serie de viñetas muy curiosas en el Superman 32 que me gustaría comentar con vosotros. Las viñetas no son nada del otro mundo pero puede que contengan algún que otro spoiler, sobre todo referido al final de Forever Evil (Maldad Eterna). El resto como vereis es una conversación normal y corriente… ¿o no?

Oficinas del Daily Planet. Perry White ha invitado a Clark Kent para tener una charla entre colegas. En la actual continuidad Clark ya no trabaja en el Planet.

superman32_1

- Kent, llevo en este negocio 35 años.

Estos diálogos son de Geoff Johns y ese es el periodo aproximado que lleva leyendo cómics. No he podido encontrar las fechas exactas, pero ahora mismo tiene 41 años y en su ficha de la wikipedia mencionan que descubrió los cómics cuando era niño y encontraron una caja lleno de ellos en el ático de su abuela.

- ¿Y sabés qué? Creo que estos títulares no pueden ser superados: “¡El Hombre de Acero llega a Metropolis!”, “¡Superman muere!”, “Superman vive!”

Todas estas historias pasaron hace muchos años, las dos últimas se refieren a la década de los 90, esas son las historias que Johns cree que no pueden ser superadas. El guionista no considera digna de mención ninguna historia posterior.  Excepto para dejar su correspondiente puya:

Esta es la viñeta del SPOILER de Forever Evil, vosotros mismos:

superman32_2

- … esto ocurrió. “Lex Luthor salva el mundo”. Necesito tu ayuda, Kent.

Esto ocurrió. ESTO. En los cómics de DC de ahora estas cosas ocurren, Luthor salva el mundo, no Superman, Luthor. Geoff Johns ha sido guionista de esa serie, así que el sabrá porque esas cosas ocurren, a no ser que este en contra de ellas. Pero vamos a darle la oportunidad de explicarse en la siguiente viñeta:

superman32_3

- Los malos son buenos. Los buenos son malos. Las cosas se han vuelto del revés. Y aunque no sea lo mejor para el mundo, es buenísimo para las noticias. La distribución y la tirada han subido por primera vez desde que Superman llegó a Metropolis.

Si cambiamos noticias por cómics la cosa esta clara. Quizá las historias que estamos viendo estos años en DC no sean lo mejor para el medio, pero son las que suben las ventas

- Esto es por lo que quería verte.

superman32_4

- El Daily Planet te necesita de vuelta, Kent

¿Por qué? ¿No es un poco contradictorio? Si las ventas están subiendo desde que los chicos malos ganan, ¡no necesitan a Kent! ¡No necesitan a los chicos buenos! Pero Geoff si le necesita, y lo deja bien claro.

- Yo soy el editor en jefe y por lo que dice mi contrato, yo contrato a quien me de la gana. Y te quiero a ti

Estas palabras raramente son escuchadas en las oficinas de DC, en las que imperan las dictatoriales ordenes de sus editores y en las que los autores salen uno detrás de otro porque no acatan las decisiones de sus superiores. Geoff es el escritor y decide que hace lo que le da la gana, es lo que deberia poner su contrato, ¿no?

superman32_5

- Gracias por la oferta, pero no estoy seguro que sea lo mejor para mi en este momento.

Eso es todo. Ni Perry explica para que quiere realmente a Kent, ni Clark explica porque no quiere volver.  El dialogo continua pero cambia de tema, con Perry hablandole sobre la soledad del héroe y la distancia que Kent mantiene con todo el mundo.

¿Una simple historia de Superman o un mensaje oculto de Geoff Johns? Un poco de las dos cosas.

Superman 32

Este es uno de esos tebeos que las editoriales publicitan como “Fan Favorite” antes de que salga al mercado porque no es necesario esperar a conocer la opinión de nadie para saber que le va a gustar a todo el mundo. Es John Romita Jr., ¿cómo puede no gustaros?

superman32El número 32 de Superman supone el debut de John Romita Jr. en la serie de Superman y por extensión en un cómic DC. Es un momento muy especial en la vida del artista porque lleva toda su carrera trabajando para Marvel, casi siempre con un lucrativo contrato en exclusividad que parecía no acabar nunca. Pero tan buen contrato, sueño de muchos artistas, se convirtió en un arma de doble filo: Romita no podía dibujar cualquier serie. Debido a sus altos emolumentos solo podía dibujar series con los personajes de más éxito de la compañía y olvidarse de los personajes con menos ventas. El típico circulo vicioso: la serie se vende porque ponemos a los mejores artistas, los mejores artistas solo dibujan las series que mejor se venden. Esto termino cansado a Romita que como todo artista tiene sus inquietudes y quería dibujar otro tipo de cosas. Tras mucho tira y afloja con los editores, Romita decidió poner fin a su contrato para poder trabajar donde le diera la gana. Y la primera oferta, que se sepa, vino de DC para dibujar a su principal icono, Superman, y Romita aceptó la oferta.
En esta ocasión no hay contrato de exclusividad que valga por lo que Romita podría trabajar con Marvel cuando le apetezca, pero al parecer en la editorial no se han tomado muy bien este tema, así que por un tiempo, vamos a ser solo amigos y ya si eso quedamos un día para tomar un café.

Volviendo a Dc, hacía mucho que la editorial no le arrebataba un gran autor a su mayor rival, así que para que la ocasión merezca la pena le han puesto al que consideran mejor guionista de la casa, Geoff Johns. Sí, es lo que hay, no le deis más vueltas. Y entre los dos han parido este Superman 32 y los que le vendrán a continuación que no se sabe cuantos serán porque este es el quinto equipo creativo que tiene la colección, no duran ni un año los condenados. Romita esta como siempre, así que si te ha gustado de toda la vida este es un tebeo espectacular, y si eres de esos que no te entra, pues es un tebeo odioso, no hay nada que hacer.
En cuanto al guión, una vez más a Johns se le ve el cartón. Su originalisima historia empieza con un matrimonio cuya dimensión esta a punto de explotar y que deciden mandar a su bebe a nuestra dimensión, donde casualidades de la vida, tendrá poderes sobrehumanos. No había leído algo semejante jamas… el resto del numero esta bien, en la línea de Johns, buenos diálogos, buenas escenas y promesas de un futuro mejor. Veremos si es capaz de cumplir lo prometido, que ya nos conocemos Geoff, ya nos conocemos.

Por cierto, que este número no es solo “fan favorite” sino también “entry point”, es decir, que sirve para punto de entrada para todos aquellos que quieran iniciarse en las aventuras del personaje. Así se nos presenta a Jimmy, a Perry, a Clark… ¿es necesario? ¿En serio nadie conoce a los personajes? ¿Alguien en el planeta Tierra necesita conocer a Superman? A lo mejor ya va siendo hora de dejar estas cosas a un lado y asumir que Superman es un personaje universal para todo el mundo…

A ver cuanto tiempo duras en DC Romita, que no son especialmente conocidos por cuidar a sus autores. A mi todo lo que hagas me parece bien, así que yo te seguiré a donde quieras que vayas. Johns, cuídamelo.